| 4/30/2009 12:00:00 AM

Reconocimiento en las grandes ligas

Alquería sorprende a la industria láctea internacional al ser finalista de los tres premios que otorga Quality Chekd. Su ambiciosa campaña de mercadeo le permitió llevarse uno de los preciados galardones.

La sorpresa fue grande para los directivos de Quality Chekd Diaries Inc., quienes después de 11 años tenían nuevamente como finalista de sus tres premios a una misma empresa. El turno correspondió en esta oportunidad a Alquería, una empresa colombiana que se codeaba hombro a hombro con los demás competidores, en su mayoría industrias lácteas estadounidenses con trayectorias que alcanzan los 150 años de existencia.

Para Carlos Enrique Cavelier, coordinador de sueños de la firma nacional, el asombro era menor pues tenía la satisfacción de haber enfocado, por 14 años, los esfuerzos de la compañía que dirige según los estrictos estándares de Quality Chekd. "Queremos ser los mejores en el mundo, por eso nos ceñimos a los estándares de Estados Unidos", expresó Cavelier en Kansas City, donde se desarrolló la ceremonia de este año.

Peter Horvath, presidente de la firma que por más de 60 años ha avalado los estándares de la industria láctea en Estados Unidos y América Latina, se mostró complacido con el hecho de que fuera una empresa colombiana la que disputara de nuevo el título en las tres categorías: "no recuerdo la última vez que una compañía estuviera nominada a los tres premios, eso es algo muy difícil de lograr y refleja el empeño con que Alquería asume su labor en el sector", afirmó.

Por su parte, Dennis Gaalswyk, director de operaciones y regulación de Quality Chekd, comentó que Alquería sigue los manuales de calidad, procesos y buenas prácticas desarrollados por la firma, los cuales superan las normas estadounidenses y buscan ser los mejores a nivel global. "La vigilancia en Estados Unidos está enfocada en la responsabilidad del productor y Alquería siempre ha sido un ejemplo en este sentido", puntualizó tras afirmar que no hay otra empresa en ese país que otorgue un aval tan exigente.

Los resultados de la premiación fueron satisfactorios para Alquería: ganó el premio Harlie F. Zimmerman como reconocimiento a su desempeño y porque ha tenido objetivos y estrategias de mercado claramente definidas, acompañadas de una ejecución creativa con resultados que la posicionan entre las mejores de su clase; ocupó el segundo puesto en el premio Gingrich, por la excelencia total de la calidad en su planta, a tan solo siete centésimas del primer puesto; y estuvo entre los tres finalistas del premio Weber, que evalúa la calidad de la empresa en su conjunto.

"Es como llegar a la final de la Copa Interclubes y perder por un gol habiendo tenido dos balones casi dentro del arco contrario", afirmó Cavelier, quien destacó el esfuerzo de sus equipos de producción y calidad para meterse entre las mejores plantas de leche del mundo. "Este reconocimiento nos impulsa a seguir mejorando, la vara ahora está más alta y eso es lo que necesitamos para continuar desarrollando la empresa con la calidad que siempre nos hemos propuesto", concluyó el presidente de la compañía al terminar la ceremonia.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?