| 9/26/2008 12:00:00 AM

Programación digital

Las firmas de electrodomésticos se preparan desde ya para empezar a traer en dos años los primeros televisores digitales con sintonizador europeo.

Mientras los colombianos todavía no acaban de digerir lo que significará que en Colombia la televisión pase de un modelo análogo a uno digital, las firmas de electrodomésticos empiezan a planear cómo harán para abastecer al país de televisores con las nuevas especificaciones que aprobó la Comisión Nacional de Televisión, Cntv.

Si bien no se requiere una respuesta inmediata de los proveedores, porque la televisión análoga seguirá reinando sola en Colombia durante los dos próximos años, y solo en diez será reemplazada por completo por la digital de formato europeo, las compañías tienen que correr porque muy probablemente tendrán que cambiar sus líneas de producción en América Latina para poder satisfacer la demanda colombiana.

Resulta que la mayoría de los fabricantes abastece el mercado de América Latina a partir de las fábricas que tienen instaladas en la región, principalmente en México y en Brasil, y ellas producen televisores con el estándar americano, que es el que predomina hasta el momento en la región. "Que la fábrica cambie la línea de producción no es un gran problema. Lo que pasa es que México suple de Canadá a Argentina, y en este momento solo Colombia tiene formato europeo, lo que puede ocasionar un aumento de costos o inconvenientes en el control de inventarios", explica Fernando Lee, gerente junior de producto de LG. Por eso, los fabricantes están pendientes de Argentina y Perú, que pronto elegirán su formato de televisión, y que si se inclinan por el europeo ayudarían a generar masa crítica y a abaratar costos.

Aunque las firmas de electrodomésticos tienen producción en otros continentes para abastecer el mercado que generan los poco más de 200 países que utilizan el estándar europeo, resultaría muy caro atender la demanda colombiana desde las fábricas instaladas por fuera de América Latina. Sobre todo, por los acuerdos de libre comercio que hay con México y que permiten importar televisores de ese país con cero arancel. "El sintonizador europeo lo producimos en Europa, y saldría muy caro traerlo de allá", señala Juan Felipe Vélez, gerente de la categoría Bravia y Play Station de Sony. "En producción hay que mirar cómo nos ajustamos. Estamos explorando la posibilidad de producir el sintonizador europeo en México", explica. Por su parte, Fernando Lee, gerente junior de producto de LG, es tajante: "Todos nuestros televisores los ensamblamos en México, y no pensamos cambiar el lugar de fabricación".

Todavía no se sabe el efecto que tendrá la incorporación del sintonizador europeo en los precios. Lo único seguro es que los fabricantes están haciendo la ingeniería del caso para tratar de reducir al máximo el impacto que tendría un sobrecosto para el consumidor final.

Se espera que los primeros televisores digitales con sintonizador europeo incorporado se empiecen a comercializar en el país en 18 a 24 meses, ya que la primera señal digital solo se transmitirá en Colombia en 2010, y cubrirá el 25% de la población, según estimativos de la Cntv. Y aunque todavía falta tiempo, las compañías necesitan un periodo de tiempo para adaptar sus plantas y su logística a los nuevos requerimientos. Las firmas de electrodomésticos están esperando que la Cntv especifique, entre otros aspectos, qué tipos de servicios se podrán disfrutar con el estándar europeo para adaptar los televisores a estos requerimientos. Con esto claro, y las proyecciones de ventas, ya podrán informarles a sus fábricas para que hagan los cambios del caso y los pedidos de materia prima respectivos. "Como la Cntv no ha definido fechas exactas de emisión de la primera señal, es difícil saber cuándo traeremos los sintonizadores incorporados", explica Ernesto Rubio Ferrer, gerente de la categoría de televisores de Samsung.



Mercado en ebullición

Por lo pronto, el mercado de televisores sigue registrando un crecimiento dinámico. Luego de la expectativa que generó el cambio de formato, y que frenó por pocos días el mercado, las ventas se reactivaron. Para todos quedó claro que los televisores actuales servirán cuando llegue la televisión digital, y que solo necesitarán de un decodificador externo para que puedan recibir la señal digital.

De acuerdo con Sony, casi el 80% de los televisores que se vendieron este año son convencionales. Sin embargo, los LCD vienen creciendo a tasas muy altas. El año pasado, se vendieron 150.000 unidades, este año se esperan vender entre 400.000 y 420.000 unidades, y en 2009, la expectativa es que el LCD llegue a 710.000 piezas.

Para Ernesto Rubio Ferrer, gerente de la categoría de televisores de Samsung, Colombia, junto con Argentina, México y Brasil, son los países de la región que mayor crecimiento han tenido en productos de alta definición, por lo que asegura que el mercado se va incrementar significativamente. Por su parte, Fernando Lee, de LG, es enfático al afirmar que los televisores convencionales seguirán teniendo una demanda interesante.

Mientras los proveedores se preparan, el mercado está a la expectativa de que la Comisión Nacional de Televisión especifique los usos que tendrá el formato europeo, aclare cómo entrará a operar la nueva red de transmisión y cómo se hará en forma paralela con la análoga, y fije unos estándares mínimos para los decodificadores que permitirán convertir la señal digital en análoga. ?
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?