| 2/19/2015 8:15:00 AM

La liga de la justicia

La Supersociedades cuenta con un tribunal de conflictos empresariales en donde se resuelven más de 300 disputas al año entre socios de compañías. Rapidez y gratuidad, sus ventajas.

Sin la espectacularidad de la justicia tradicional, pero con una efectividad comprobada, el derecho societario cada día gana más popularidad entre los empresarios del país, que han encontrado en la Superintendencia de Sociedades una alternativa para resolver sus conflictos.

Con la creación de las llamadas SAS (Sociedades por Acciones Simplificadas) en 2008, se le dio vida a un mecanismo especial para resolver los conflictos empresariales, que poco a poco fue ganando popularidad y el año pasado tramitó 300 procesos. De esta manera, las partes evitan acudir a la justicia tradicional o a los tribunales de arbitramento y obtienen fallos en periodos que van entre dos y cuatro meses y medio, dependiendo de la complejidad del caso.

Este tribunal, que no tiene costo, cuenta con tres jueces especializados que atienden casos en todo el país, pues los empresarios que están fuera de Bogotá pueden instaurar sus demandas por correo electrónico y asistir a las audiencias por videoconferencia o por Skype.

Los conflictos más comunes al interior de las sociedades del país se refieren a disputas entre los propietarios y las juntas directivas o los administradores de las compañías.

Las decisiones de este juzgado pueden ser apeladas ante el Tribunal Superior de Bogotá, pero hasta ahora, en 95% de los casos han sido ratificadas.

Francisco Reyes, superintendente de Sociedades, explica que lo que se busca con esta herramienta es facilitar el acceso a la justicia y, por eso, están adecuando su infraestructura para tener otra sala de audiencias que permita atender más casos, al tiempo que ampliaron el personal para poder fallar más rápido. Esto porque cada vez hay más empresarios interesados en usar esta justicia especializada.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?