| 9/29/2016 12:00:00 AM

El mercado de productos capilares va... ¡De pelos!

El mercado de productos capilares creció en Colombia por encima de 10% en los últimos cinco años y los bajos consumos per cápita hablan de las oportunidades que están por aprovechar.

El ‘antes muerta que sencilla’ dejó de ser solo un enunciado de la vanidad femenina para convertirse en un poderoso motor de negocios para productores e importadores de artículos de cuidado personal. En Colombia, se estima que el año pasado las ventas de este sector superaron los $8 billones y el país se mantuvo como el quinto mercado más grande para los cosméticos y artículos de aseo en Latinoamérica.

Entre 2009 y 2015 este sector registró una tasa de crecimiento de 7%, según la firma de medición de mercados Euromonitor, que anticipa que el negocio de cuidado personal en Colombia continuará con su dinámica y alcanzará tasas anuales de crecimiento de 4% de aquí a 2019.

Dos elementos alientan este pronóstico: por un lado, la mayor participación de la mujer en el mercado laboral –cercana a 50%– y por el otro, la baja tasa de consumo de estos productos en el país. De acuerdo con cifras de ProColombia, el consumo per cápita de artículos de cuidado personal alcanzó en el país los US$79,8 anual, superando a Perú, cuyo consumo llegó a US$74,9, pero muy por debajo de Estados Unidos o Francia, donde el gasto llega a ser tres veces superior.

Lea también: Colombianos inventan ‘kit’ para mejorar la vida de niños con parálisis cerebral

Este escenario ha llamado la atención de inversionistas, productores e importadores que ven en el mercado colombiano una gran oportunidad de mover sus cajas registradoras.

Buena parte de los nuevos interesados están llegando a uno de los sectores más dinámicos dentro del gran mercado del cuidado personal: el de cuidado capilar que, de acuerdo con cifras de Euromonitor, vendió el año pasado en el país cerca de $1,3 billones, y alcanzó una tasa de crecimiento de 12,2%.

Marcelo Ast, vicepresidente de las categorías de cuidado personal y hogar de la multinacional Unilever, considera que el negocio capilar es una de las categorías más importantes, ya que tiene una alta penetración en hogares colombianos: 95% de ellos consumen productos capilares, ya sea de lavado o tratamiento.

“Esta es una categoría muy dinámica, con mucho potencial de crecimiento y desarrollo en lo que tiene que ver con la rutina de belleza del cabello, y la verdad, en los últimos años la categoría se ha dinamizado mucho porque hay nuevas marcas, innovaciones y una sana competencia que al final de cuentas, beneficia siempre al consumidor”, explica Ast.

En esta categoría, la reciente llegada de dos nuevas marcas al mercado, TRESemmé de Unilever y Bioexpert de Quala, han generado un gran movimiento que motivó a competidores como L’Oreal –con la marca Elvive– y P&G –con Pantene– a innovar y lanzar nuevas líneas de productos. De hecho, el negocio de lavado y tratamiento es muy fragmentado y se lo disputan unas siete marcas en las que el líder tiene cerca de 15% y las diferencias son relativamente estrechas entre una y otra.

Lea también: El sector de belleza y salud le abre las puertas a los emprendedores

Revolución de las máquinas

Pero no solo las marcas de champú y tratamiento están aprovechando el crecimiento de la categoría. También entre las compañías que venden equipos para peinado, corte de cabello y de barba se ha endurecido la batalla este año con nuevas inversiones de las marcas que compiten en el mercado colombiano. Este mercado venderá este año más de $210.000 millones y allí compiten fuerte marcas como Conair, Babyliss, Philips, Instyler, Ga.Ma, Remington y Revlon, entre otras.

Hace dos meses se dio el ingreso al país de Revlon Hair Tools a través de la distribuidora GLX, una firma de origen venezolano con cuatro décadas en el mercado, que inició un ambicioso plan para expandirse en el mercado colombiano. Esta decisión se tomó luego de sellar una alianza con la fabricante Helen de Troy, dueña de la licencia de Revlon Hair Tools, especializada en productos innovadores como rizadoras, secadores, planchas y cepillos.

Francisco López, director de GLX, explica que se trata de un acuerdo que permitirá a los colombianos contar con productos innovadores y de última tecnología, cuya calidad está respaldada en garantías que se extienden por 2, 3 y 4 años. “La confianza que tenemos en estos productos hace que no tengamos talleres para la reparación de estos productos, sino que ofrecemos cambiárselos a los clientes cuando presenten alguna falla y estén dentro del periodo de garantía”, asegura el directivo.

La marca comenzó a hacer presencia en Locatel, Fedco y tiendas Jumbo y el plan apunta a llegar a la mayoría de puntos de retail en el país. “Distribuidora GLX ha invertido más de US$4 millones en la operación en Colombia: en infraestructura, recurso humano e inventarios. Cuenta con alrededor de US$400.000 en equipos Revlon, con lo que aseguramos que Revlon Hair Tools será una marca que no solo logrará satisfacer las necesidades de los consumidores finales, sino que garantizaremos la disponibilidad de los productos en las tiendas, logrando que el servicio sea el apropiado”, destaca López.

Pero no es la única marca que espera capitalizar las crecientes oportunidades que ofrece el negocio de herramientas para el cabello. Juan Sebastián Zapata, gerente de mercadeo de Ga.Ma Italy en Colombia, explica que su compañía desarrolla este año una ambiciosa campaña para llevar sus productos al canal de peluquerías, aprovechando la alta tecnología y las innovaciones que la marca ha desarrollado en sus laboratorios de Bolonia, Italia.

Esta marca tiene una amplia presencia en el mercado de grandes superficies, donde vende actualmente 75% de sus productos, a través de cadenas como Éxito, Falabella y Alkosto, mientras que el 25% restante lo vende a través de distribuidores que llegan a las peluquerías. Sin embargo, la firma invierte cerca de $3.000 millones para el desarrollo de la categoría, planea lanzar cerca de 32 productos nuevos este año y aumentar sus ventas 74%, hasta alcanzar unos $15.000 millones, confirma Zapata.

Buena parte de este crecimiento proviene del mercado masculino, pues la compañía ha identificado que la demanda de productos para el arreglo de barba y patilla, así como para corte de cabello en los hombres es uno de los que mayor dinámica alcanza en estos momentos, y crece entre 20% y 35% en ventas, explica el directivo de Ga.Ma Italy.

Si bien es cierto que la competencia en el negocio de cuidado capilar tiene ‘de los pelos’ a las compañías nacionales y extranjeras, los colombianos son los principales beneficiados por las inversiones, el empleo y la innovación que el sector está generando en esta nueva batalla.

Lea también: ¿Cómo una mejor cobertura de salud hace más próspero un país?

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?