| 5/2/2014 4:20:00 PM

Guerra de camisetas

Tres de las principales marcas de ropa deportiva, Nike, Adidas y Puma, se disputan este año un mercado que en el mundo vende más de US$6.700 millones.

Sin haberse jugado el primer partido del Mundial Brasil 2014, tres marcas de ropa deportiva, Adidas, Nike y Puma, ya ganaron su propio campeonato: el de venta de accesorios de fútbol.

En un año en el que se respira fútbol, las empresas de ropa deportiva planean hacer su agosto y aprovechar la fiebre de seguidores para reposicionarse en uno de los deportes más populares del mundo. La pasión tiene cifras millonarias: en un año normal las compañías que producen artículos para fútbol venden más de US$5.000 millones mientras en 2014, con Mundial a bordo, podría alcanzar una cifra récord de US$6.700 millones, según Reuters.

Las tres marcas son las principales patrocinadoras de uniformes de las selecciones que desde el 12 de junio disputarán el mundial. Nike este año viste a 10 equipos: Brasil, Portugal, Francia, Holanda, Estados Unidos, Inglaterra, Australia, Croacia, Corea del Sur y Grecia.

Adidas, por su parte, se encarga de los uniformes de ocho equipos: Colombia, Argentina, España, Alemania, México, Nigeria, Rusia y Japón. Puma vestirá a los jugadores de Chile, Uruguay, Costa de Marfil, Italia, Suiza, Ghana y Argelia. Los restantes tendrán uniformes de compañías como Marathon, Joma, Legea, Lotto y Uhisport.

Pero el duelo principal lo librarán Adidas y Nike, que patrocinan selecciones con seguidores apasionados por comprar las camisetas de sus equipos del alma que, según expertos, representan 80% de las ventas de artículos de fútbol. En Colombia las camisetas de la selección fabricadas por Adidas se venden desde $119.000, mientras que las de otras selecciones se consiguen por $209.900. Nike, por su parte, vende en el país las réplicas del estadio de sus equipos por $214.950, y $274.950 las camisetas con alto desarrollo tecnológico.

Santiago Gutiérrez, gerente de relaciones públicas de Adidas, señala que las camisetas más vendidasson las de equipos como Colombia, España, Alemania, México y Japón. “La de Colombia ha estado durante varias semanas en el top de las tres más vendidas por Adidas en el mundo”, dice.

Nike, por su parte, tiene entre sus camisetas más vendidas las de Brasil, Inglaterra, Holanda y Estados Unidos. Los resultados obtenidos por esta marca desde el último trimestre de 2013 hasta la fecha motivaron a su presidente mundial, Trevor Edwards, a anticipar que este será un gran año para su compañía, que cerró el trimestre que finalizó el 28 de febrero pasado con ventas mundiales por US$7.000 millones, 13% por encima del periodo anterior.

Por los lados de Adidas, el optimismo también reina. Herbert Hainer, su presidente ejecutivo, aseguró a Reuters que las ventas de su compañía por efectos del Mundial 2014 podrían superar los US$2.800 millones. Además de vestir a varias selecciones, Adidas es patrocinador oficial del Mundial, un puesto que se aseguró en 2005 tras cerrar una negociación hasta 2014 que se calculó en US$350 millones, aunque la empresa nunca confirmó la cifra. A finales del año pasado Adidas anunció que continuará patrocinando el Mundial de Fútbol hasta 2030, aunque se reservó el valor de la transacción.

Con un partido que ya comenzó a disputarse fuera de las canchas, las marcas de ropa deportiva planean hacer sus principales jugadas en ventas. Y meter el gol de cada cuatro años.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?