| 4/11/2017 6:00:00 PM

Maaji, el negocio paisa de vestidos de baño, se codea con los grandes

Con la compra de Maaji y la unión con la marca Seafolly de Australia se da una de las movidas más importantes en el segmento de vestidos de baño. Así fue el negocio.

Amalia Sierra y Manuela Sierra son las dos emprendedoras que crearon Maaji, una firma que ahora está en medio de una de las movidas más importantes en el mundo de las marcas de “estilo de vida de playa”.

Las dos hermanas fueron las fundadoras de esta empresa que se especializó en diseñar y elaborar vestidos de baño para segmentos de mujeres jóvenes y que ahora tiene varias líneas más como active-wear, cover-ups, kids, trunks y accesorios.

Visite: El precio del prestigio y las marcas de lujo

La noticia es que Maaji, que acaba de ser adquirida por el fondo de capital privado L’Catterton, se unirá a la otra firma de vestidos de baño de este vehículo de inversión, la australiana Seafolly, para conformar, según los propietarios de las marcas, la “plataforma líder mundial de trajes de baño y estilo de vida de playa”.

El objetivo con esta unión, según Miguel Piedrahita, CEO de Maaji, es lograr en los próximos años niveles de ventas anuales de US$500 millones, un crecimiento importante desde los US$150 millones que venden anualmente estas dos compañías.

Lea también: Nuevas tiendas y distribuidores generan revolcón en el mercado de lujo

La importancia del anuncio radica en que L’Catterton es el brazo de inversión de la reconocida firma Lvmh, nacida de la fusión entre Louis Vouitton y Moët Hennessy, y que es propietaria de importantes marcas de lujo como Christian Dior, Givenchy, Loewe, Bvlgary y Tag Heuer, entre muchas otras.

Así que esta movida ratifica el interés de grandes inversionistas por pequeñas empresas colombianas que vienen haciendo bien las cosas y creciendo. Este mismo fondo de inversiones tiene una participación accionaria en Bodytech y no descarta seguir mirando opciones de inversión en Colombia, según lo planteó Ravi Thakran, CEO de L’Catterton.

Según él, Colombia tiene enormes posibilidades pues “es un país que no ha tenido recesiones desde 1999, que nunca ha entrado en default y desde afuera se ve a Colombia con un gran futuro. El proceso de paz genera buenas expectativas y la estabilidad que muestra la economía es una gran cualidad. Por eso puedo decir que se verá mucha atención internacional hacia el país”, explicó Thakran. Por el foco de las inversiones en marcas de lujo, el inversionista considera que los activos en Colombia no están caros, pues “las buenas marcas nunca son costosas”.

Recomendado: La Riviera ingresa a Lista Clinton por presunto lavado de dinero

Por su parte, Piedrahita destacó que Maaji exporta más de 90% de sus productos y con esta alianza potencializarán sus posibilidades de crecimiento. Actualmente la firma tiene presencia en más de 54 países y cuenta con 12 tiendas autónomas en toda América, incluidas cuatro en Colombia.

Por su parte, Seafolly es una marca con productos en unas 2.700 tiendas de 41 países. Tiene una apuesta fuerte por e-commerce y cuenta con 32 tiendas de concepto en Australia, Estados Unidos y Singapur.

Esta movida ratifica que los emprendimientos colombianos están dando en el clavo con sus estrategias de mercadeo y crecimiento. Maaji se convirtió en muy poco tiempo en una marca líder, gracias a la visión de dos empresarias paisas jóvenes que entendieron que había una oportunidad de negocio en las nuevas generaciones. Hoy están recogiendo los frutos de sus éxitos.

Si le gustó este artículo tal vez le podría interesar: Marcas de lujo buscan cautivar a ‘Millennials‘

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 524

PORTADA

Así es el mercado de los bufetes de abogados en Colombia

En un año que no resulta fácil para la economía, la actividad de las firmas legales está más dinámica que nunca. Los bufetes de abogados se juegan el todo por el todo.