| 7/7/2016 12:00:00 AM

Sopas de Mamá y Postres de la Abuela planea tener 40 puntos en 2018

La cadena de restaurantes Sopas de Mamá y Postres de la Abuela pasa a convertirse en una compañía nacional. Planea tener 40 puntos en 2018. Esta es la estrategia.

Mientras unos restaurantes cierran, otros se extienden. La tradicional cadena bogotana Sopas de Mamá y Postres de la Abuela inició un plan de crecimiento en el país y una de las opciones que explora para desarrollar en el mediano plazo es el modelo de los locales exprés.

La firma, que se ha caracterizado por prestar el servicio a la mesa, estructura un proyecto tendiente a montar locales en plazoletas de comidas de centros comerciales, los cuales serían de autoservicio.

Javier Sabogal, gerente de marca, señala que este modelo de negocio sería manejado inicialmente por la propia empresa, pero no se descarta la posibilidad de que a futuro se franquicie.

El plan de la empresa, que celebra 25 años en el mercado, busca llegar a otras regiones del país y apunta a alcanzar 40 puntos de venta en 2018. Hoy tiene 18, dos de los cuales están fuera de la ciudad: Girardot y Villavicencio.

La cadena, que nació en 1991 con un punto de venta en el Centro Internacional –en pleno corazón de Bogotá– hoy genera 480 puestos de trabajo directos. También ha recibido propuestas de inversionistas interesados en llevar la marca fuera del país, específicamente a Panamá y Estados Unidos; sin embargo, es una posibilidad que aún está en estudio, pues de momento la prioridad es el mercado local.

Por ahora, Sopas de Mamá y Postres de la Abuela solo tiene un restaurante propio (Girardot), pero en los planes está la adquisición de nuevos locales. Una de las posibilidades que analiza es el centro comercial Paseo del Río que se construirá al sur de la ciudad y que entraría en operación en 2018.

Por ahora, lo cierto es que antes de finalizar el año abrirá dos nuevos puntos en Bogotá. Uno en el Centro Comercial Plaza Central y otro en Diverplaza. En la lista también está el centro comercial Parque de la Colina.

La puesta en marcha de esta estrategia obedece al buen momento registrado por la organización, que ha alcanzado incrementos cercanos a 30% en su nivel de ventas y que para este año prevé llegar a $30.000 millones. Los ingresos del año pasado se situaron en $25.000 millones.

El tema de mercadeo será clave en el proceso de transformación de esta organización creada por el empresario John Bolek, quien hoy se mantiene al frente de la misma. La empresa sobrevivió hace unos años a una división familiar en la que su exesposa se quedó con unos puntos de venta y él con otros. Las dos compañías mantienen el nombre, pero las diferencia que la liderada por la empresaria adiciona las letras MRG y su logotipo es de color azul.

Otras apuestas

El plan de crecimiento irá de la mano de estrategias tendientes a cautivar el paladar de nuevos consumidores, entre los que se encuentran los jóvenes y los niños, para quienes, dice Sabogal, la cadena también cuenta con un amplio portafolio de productos. Incluso para los menores, la empresa creó su propio menú infantil.

Otro aspecto en el que trabajarán es en ofrecer desayunos. El primer restaurante en el que se comenzó a implementar esta estrategia fue en Girardot, pero la idea es adoptarla en el de Villavicencio, que se abrió la semana pasada, y posteriormente a otros puntos.

Centrada en estos propósitos, la cadena de comida típica colombiana quiere consolidarse como una de las más importantes no solo de Bogotá sino del país, con puntos en ciudades como Bucaramanga, Medellín, Barranquilla, Cali, Eje Cafetero y Boyacá.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?