| 10/30/2009 12:00:00 PM

ING se divide

La firma anunció que se escindirá en dos compañías, una para su unidad bancaria y otra para la aseguradora, y ampliará su capital en 7.500 millones de euros.

ING Group, la compañía holandesa de servicios financieros, anunció el pasado 26 de octubre su interés en dividir sus dos unidades de negocio, la de seguros y la operación bancaria. Declaró también que elevaría en 7.500 millones de euros su capital para recomprar al gobierno holandés 5.000 millones de euros en bonos el próximo diciembre, la mitad de los 10.000 millones de euros que recibió la entidad en octubre de 2008 como ayuda financiera para sobrellevar la crisis. Además, ha dicho que pagará 1.300 millones de euros adicionales en enero.

Entre los anuncios de ING figura también su interés por vender su división de seguros y su brazo de banca en internet en Estados Unidos, ING Direct, en 2013. La compañía ya había establecido dos consejos de administración diferentes para dirigir su unidad bancaria y la aseguradora, pero hasta ahora había negado cualquier plan para separarlos.

El sorpresivo anuncio de ING acelera un movimiento que varios analistas esperaban que ocurriera dentro de unos años. La firma, que está entre los 20 bancos más grandes del mundo y es líder en el mercado de banca online, cuenta con 85 millones de clientes y 130.000 empleados a nivel global y estima que en el tercer trimestre de este año sus ganancias ascenderán a 750 millones de euros.

Desde el inicio de la crisis financiera, la entidad emprendió un acelerado proceso de desinversión, esencialmente con la venta de activos fijos en Europa, Asia y Norteamérica, en un intento por incrementar su capital y reestructurarse, para cumplir con las exigencias que le imponía la regulación de la Unión Europea por la ayuda recibida.

"Las negociaciones con la Comisión Europea sobre el plan de reestructuración han actuado como un catalizador para acelerar la decisión estratégica de separar por completo las operaciones bancarias y de seguros", expresó la compañía en un comunicado de prensa el 26 de octubre. En el mismo dice, además, que "ING va a explorar todas las opciones, incluyendo las ofertas públicas iniciales, ventas o fusiones de aquí en adelante".

Por su parte, Jan Hommen, CEO de la firma, declaró ese mismo día que "dividir la compañía no es una decisión que hemos tomado a la ligera", puesto que, según explicó, la combinación de los servicios de banca y seguros le brindan a la compañía la posibilidad de aprovechar economías de escala, eficiencias de capital y percibir ingresos de un portafolio diversificado de negocios. Pero, sostuvo Hommen, "esos beneficios se han desvanecido con la crisis financiera".

Las acciones de la compañía se vieron levemente afectadas tras el anuncio, perdiendo 0,63% de su valor en la jornada del 26 de octubre en la bolsa de Amsterdam, con lo que su cotización ese día fue de 17,37 euros por acción.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?