Ideas de punta

| 7/11/2003 12:00:00 AM

Ideas de punta

Los mayores avances del conocimiento humano están consignados en el Banco de Patentes de la Superindustria, una herramienta que la mayoría de los empresarios desconoce.

En el mundo hay más de 30 millones de patentes registradas, y de todas las que siguen solicitando los inventores cada año, ni siquiera el 0,1% son presentadas en Colombia. Esto demuestra, por un lado, el poco interés comercial que despierta el país para las multinacionales y, por el otro, la gran cantidad de información de primera categoría que en consecuencia los empresarios nacionales pueden utilizar sin restricción, y que ha sido desaprovechada por años.

El beneficio de las patentes es regional y no universal, es decir, aplica únicamente en el territorio donde hayan sido registradas las invenciones, que son generalmente los grandes mercados de los países desarrollados. El resto del planeta puede nutrirse entonces de ese conocimiento y hacer negocios sobre bases mucho más sólidas que las del típico ensayo y error del pasado. Y en Colombia, por tanto, el 99,9% de esa información es utilizable.

"Las solicitudes de patentes de invención son hoy la mejor fuente que tiene el empresario para lograr y mantener un conocimiento adecuado del entorno tecnológico en que se desenvuelve. Y toda esa información está consignada en nuestro Banco de Patentes, una gran biblioteca -actualizada mensualmente- de tecnología de punta", afirma el superintendente de Industria y Comercio Jairo Rubio Escobar. La utilización de esta valiosa información puede evitar que las empresas incurran en sobrecostos o esfuerzos adicionales para encontrar soluciones -ya existentes- a sus problemas técnicos.

"Esta información facilita también la identificación, selección y comercialización de tecnologías, pues los documentos de patentes proporcionan las características técnicas esenciales de la invención, así como la identidad de sus creadores, y definen exactamente los límites del derecho otorgado a su titular", agrega Clara de Jaimes, jefe de grupo del Banco de Patentes. De ahí la importancia que la Superintendencia de Industria y Comercio le viene dando a este tema, la cual motivó recientemente una serie de acuerdos entre la entidad y las cámaras de comercio del país para desarrollar a partir de ahora un plan conjunto de capacitación por toda Colombia. La idea es que los empresarios conozcan las ventajas de tener acceso a esta gran base de datos y empiecen a usufructuarla. No en vano, aunque el servicio existe desde hace siete años, muy pocos lo conocen o ignoran su verdadera utilidad.



Con licencia para servir

El acceso a toda esta información no tiene costo, ya sea por internet o mediante consulta directa en la propia Superintendencia de Industria y Comercio (en Bogotá), pero sí les permite a las empresas conocer las tendencias de su sector, los últimos avances y hasta planificar con base en ello, el desarrollo de la propia industria.

La persona que 'navega' el Banco de Patentes puede saber entonces quién es el titular de las tecnologías de su interés y en dónde lo puede ubicar; el tiempo de existencia de cada creación -y si ha caducado o no su patente-, y cuál es el más reciente avance tecnológico para su negocio, en qué supera a los anteriores y cómo implementarlo eficientemente.

Además, accede a una valiosa información que difícilmente encontrará en otros medios. "Un estudio de la Oficina de Patentes y Marcas de Estados Unidos reveló que el 70% de la tecnología divulgada en las patentes registradas en ese país en el período 67-72 no ha aparecido en otro tipo de literatura", escribía hace ocho años el actual superintendente de Industria y Comercio para el libro español Las experiencias colombianas descritas por sus autores.

Pero la búsqueda requiere también conocimientos mínimos y mucho tiempo disponible para que sea efectiva. Por eso, en la sede del Banco de Patentes, ubicada en Bogotá, el investigador cuenta con la asesoría permanente de un grupo de personas que maneja las palabras claves técnicas y lo orienta sin costo alguno. Además, la Superintendencia le ofrece al usuario -a costos mínimos- otros servicios más sofisticados de asesoría.

La persona puede pedir una búsqueda nacional o una internacional, o solicitar una 'Radiografía Tecnológica', que le mostrará en qué estado técnico está un problema en particular o un 'Monitoreo Tecnológico', que le permitirá saber sobre la evolución de un sector en particular, entre otras opciones de ayuda.

También hay compañías asesoras expertas en el tema, que orientan individualmente a las empresas y les ofrecen información tecnológica proveniente de las patentes de los países desarrollados y les dan asesoría integral para su montaje, teniendo en cuenta la capacidad productiva, la maquinaria y las materias primas requeridas para que las organizaciones obtengan el mayor beneficio de esta información. "Con la información tecnológica que tenemos, el empresario puede determinar mercados y competencias, o tener ideas de negocio, sin necesidad de salir del país en busca de información. Nuestra función es investigar, encontrarle la mejor solución a cualquiera de sus requerimientos y acompañarlo en el proceso de implementación", dice Oscar Guillermo Pinto, gerente de Optimum Technologies, firma consultora especializada en propiedad industrial.

La información del Banco de Patentes está disponible para ser consultada por internet (www.sic.gov.co) o físicamente, en la Superindustria. De esta manera, es hoy realidad una idea que empezó a gestarse hace 10 años y que ahora busca generar el desarrollo de las empresas colombianas.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.