| 11/24/2006 12:00:00 AM

Ganancias de peso

El mejoramiento genético del ganado Cebú con Brahman colombiano aparece como uno de los negocios ganaderos más interesantes para los próximos diez años.

La ganadería de carne bien manejada es un negocio extraordinario. Que lo digan los ganaderos que en las mejores regiones del país, pueden tener retornos antes de impuestos de 80% al año, incluso después de imputar el costo de la tierra.

Aunque parezca imposible, hay una forma de aumentar el retorno, aprovechando un hecho que la mayoría de los colombianos desconoce. El ganado Cebú Brahman nacional es el mejor del mundo en su especie, porque tiene la mayor capacidad de convertir alimento en masa muscular. Con cruces y programas de mejoramiento genético, se puede conseguir que razas criollas que ganan no más de 350 gramos al día, alcancen 500 ó 600 gramos diarios. Esto quiere decir que, a los precios actuales del kilo de ganado en pie, se pueden conseguir ingresos adicionales de $225.000 por cabeza al año, o sea, 40 puntos porcentuales de rentabilidad anual adicional.

"Sin genética, puede estar perdiendo 200 gramos diarios", señala Juan Santiago Vélez, director ejecutivo de Aocebú, gremio de criadores de cebú. "Cuando uno saca la calculadora, ve que con 200 gramos diarios adicionales las cosas funcionan".

Cuentas ganaderas

Hasta para los incrédulos, los datos de este negocio son convincentes. La idea de la ceba es tomar un novillo de 15 meses, que pesa entre 150 y 180 kilos y llevarlo a 420 a 450 kilos tan rápido como sea posible. Con ganados criollos, el peso máximo se alcanza en 15 a 21 meses, mientras que con ganados Cebú Brahman puros, se pueden sacar en un poco menos de 12 meses, casi el doble de rentabilidad, siempre y cuando se sigan algunas prácticas.

Una de ellas es mejorar la alimentación. Se debe combinar energía, fibra y proteína. En los potreros se consigue bastante fibra y algo de proteína, pero muy poca energía, dice Juan Santiago Vélez. La energía se consigue con maíz ensilado, semilla de algodón, palmiste, caña o yuca. Además, hay que complementar la dieta. "Se les debe dar sal todos los días", dice Lilia Córdoba, investigadora del centro de estudios Cega. Incluso, añade Vélez, se debe empezar a purificar el agua que toman los animales. El costo en pérdida de peso más que justifica esta inversión.

Venta de genética

Pero además de las mayores ganancias de peso, la genética de los Cebú abre un área de negocios nueva y muy rentable. Los toros Cebú Brahman puros valen entre $50 millones y $400 millones y las pajillas de semen para inseminación se venden en el mercado nacional entre $20.000 y $50.000. Con esto (ver tabla), se tiene que en condiciones más o menos buenas de extracción y venta, por cada toro se podrían obtener entre $216 millones y $540 millones al año por la venta de pajillas. Es decir, en un año se recupera la inversión.

Pero el mercado no es solo colombiano. Hay clientes en Brasil, donde encontraron que un cruce de Cebú Nelore con el Brahman colombiano, mejora la masa muscular y permite obtener un mejor rendimiento en canal. También hay clientes en potencia en Argentina, Venezuela y Australia, informa Vélez.

En estos mercados internacionales, los precios de cada dosis oscilan entre $46.000 y algo más de $230.000. Si todo se vendiera en el exterior, se obtendrían ingresos entre $500 millones y $2.000 millones por toro al año, unas cifras astronómicas, casi imposibles de conseguir hoy por falta de canales de comercialización.

Por su parte, las hembras valen entre $50 millones y $600 millones y sus embriones se cotizan entre $4 millones y $15 millones en el mercado nacional y, siendo conservadores, en cerca de US$2.000 y US$3.000 en el extranjero. Con esto, los ingresos anuales para un productor de embriones podrían estar entre $55 millones y $400 millones.

Pero incluso con ventas más conservadoras, la rentabilidad sigue siendo sobresaliente. Por eso, los colombianos están negociando convenios fitosanitarios con los países vecinos para comercializar productos genéticos. Además, se está conformando una red de centrales de inseminación especializadas, los únicos sitios donde se puede recuperar y conservar este material para consumo local e internacional. Ya hay siete en operación, y otras más están solicitando licencia.

La promoción de la genética podría abrir una fuente muy interesante de generación de divisas. Colombia tiene problemas de infraestructura vial y redes de frío para exportar carne, pero en la venta de material genético hay unas enormes posibilidades, explica el ganadero Juan Fernando Cadavid, dueño de uno de los mejores hatos de cebú rojo del país. "Un termo con 5.000 dosis de semen se le puede entregar a un agente de aduana para llevarlo a cualquier parte del mundo. Este termo, que cabe en la silla del copiloto de cualquier carro, vale más que un contenedor de carne", explica.



Las crías

Para quienes no se interesan en lo anterior, el ganado Cebú puro tiene más posibilidades. "En el mismo potrero en que se tiene ganado comercial, se puede mantener un ternero cebú puro de 9 meses que se puede vender entre $3 y $5 millones", dice el ganadero Fabio Jaramillo. En contraste, un ternero comercial criollo puede valer $540.000. Incluso, si el ternero puro se mantiene más tiempo, el negocio sigue siendo atractivo. Habrá que costear el mantenimiento del animal, que puede ser de $300.000 al mes, pero se podría vender a los 18 meses entre $10 y $12 millones. Incluso estas crías se pueden exportar.

¿Qué falta para que se desarrolle y se aprovechen las oportunidades de usar mejores razas? "Que el ganadero comercial se prepare más para usar mejor genética, que sea más empresario", sostiene el presidente de Asocebú. También falta que los bancos comerciales se decidan a prestarles a las labores pecuarias. El viejo adagio de banquero ilustra la actitud prevenida frente a la ganadería: "garantía que camina no es garantía". Esto impide que se preste para la conformación de hatos de buena calidad sin que se tengan garantías urbanas.

En el país, hay 23 millones de cabezas de ganado vacuno y 95% del hato tiene algún cruce con cebú. Por eso, la promoción del mejoramiento de esta raza es tan importante. Y con las cifras de estos negocios, sin duda, habrá más de uno interesado en enlazar las oportunidades que ofrece la genética en el país de los mejores Brahman del mundo.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?