| 4/14/2016 12:00:00 AM

El reto del nuevo CEO de Avianca es cambiar el rumbo

Avianca estrena presidente. Hernán Rincón tendrá que enfrentar un panorama turbulento y tomar decisiones para enderezar el rumbo de la compañía. Este es el escenario que encuentra en la aerolínea.

Mucha expectativa tuvieron los inversionistas de Avianca en los últimos meses. Primero, la salida de Fabio Villegas a finales de 2015 abrió un compás de interinidad en la administración; segundo, y lo más preocupante, los resultados de la compañía fueron negativos al cierre de ese mismo año: la aerolínea dejó pérdidas por US$139,5 millones.

Por eso en el mercado había muchas preguntas circulando. Desde julio del año pasado la acción preferencial de la compañía registró una caída en su precio desde los $3.600 hasta un mínimo por debajo de los $1.500, en octubre, para luego recuperarse a un rango entre los $1.900 a $2.000. Por eso, las dudas entre los inversionistas persisten, pues los retos son claros y el nuevo piloto de la compañía apenas hizo su presentación en sociedad el pasado 11 de abril. Se trata de Hernán Rincón.

Lea también: Crecer en momentos de crisis requiere ser cuidadoso para el CEO de Avianca

“Con el CEO, el mensaje es positivo. Había mucha preocupación por la independencia del management respecto de los accionistas controlantes. Con el nuevo CEO se reducen los riesgos para los minoritarios”, explicó Daniel Guardiola, head de research de acciones de Larraín Vial en Colombia.

Dentro de las preocupaciones, la más importante es sobre la situación operacional de la compañía. Las pérdidas del año pasado dejaron a todos los inversionistas con los pelos de punta y con inquietud sobre la estrategia que deben implementar para mejorar los resultados en 2016.

El primer indicador crítico es el de apalancamiento, pues ha llegado a niveles muy superiores al promedio de la industria y cercanos a 6,7 veces Ebitdar (Ebitda más leasing), según Guardiola. Eso explica que en el mercado le estén poniendo la lupa a la firma, pues la única manera de mejorar este indicador –que en el promedio de la industria está por debajo de 6%– es dar resultados positivos para empezar a reducir los niveles de deuda.

Frente a este aspecto, el chief financial officer (CFO) de la compañía, Gerardo Grajales, asegura que el objetivo este año es reducir el apalancamiento a una tasa por debajo de 5%. “Me atrevería a decir incluso que a niveles de 4,5%”, explicó durante la rueda de prensa en la que el nuevo presidente de Avianca fue presentado. Para ello están trabajando, según Grajales, en un agresivo plan de preservación de caja y de reducción de costos.

Así las cosas, la mirada queda puesta sobre cómo la aerolínea va a volver a niveles positivos y satisfactorios de rentabilidad. Rincón, el nuevo CEO, explica que el objetivo es racionalizar los recursos, pues Avianca ha hecho un gran esfuerzo de inversión en los últimos años. Para él, eso no significa que no se vaya a invertir, pues considera que es necesario seguir haciéndolo hoy para cosechar en las próximas vigencias. Así, lo que prometió es mayor inteligencia y cautela en las inversiones y un programa más agresivo para generar eficiencias en la compañía.

El mercado

El asunto clave desde esta perspectiva es cómo se va a mover Avianca en un mercado cada vez más competido y con márgenes más reducidos. De acuerdo con José Vertiz, analista de crédito Latinoamérica y director en Fitch Ratings, el panorama para la industria aérea de la región fue muy retador en 2015 y seguirá siendo así en 2016. Según él, la reducción en ingresos para Avianca se explica porque los tiquetes han tenido que bajar de precio, pues la mezcla de devaluación y mayor competencia han generado mucha sensibilidad entre los consumidores a la hora de volar, así que los precios han tenido que caer.

Eso no va a cambiar este año, por lo que será necesario implementar una estrategia para incrementar ingresos, lo que ya queda en manos del nuevo presidente de la firma. Reestructurar las rutas y abandonar aquellas que no generen buena rentabilidad podría ser una de las estrategias. Igualmente, como lo reconoció Álvaro Jaramillo, miembro independiente de la junta directiva de Avianca, también es posible que la aerolínea busque entrar en mercados en donde otras compañías están saliendo, aunque no quiso especificar cuáles.

Según Germán Efromovich, máximo accionista de la compañía, a pesar de los márgenes apretados, el sector va a seguir creciendo y Latinoamérica será una de las regiones donde más posibilidades se presentan de aumentar la operación. Allí será donde la estrategia para modernizar la flota mostrará sus resultados, pues una de las mayores eficiencias vendrá por las reducciones en costos por los aviones más modernos, que consumen menos combustibles.

Otra buena noticia está por el lado de la caja, pues es probable que en 2016 haya mayor disposición de efectivo. Esto será posible, entre otras cosas, gracias a una nueva estrategia de cobertura contra la variación del dólar, a través de “opciones”, un mecanismo más flexible para cubrirse frente al alza de la divisa en el caso de compra de combustible.

Los desafíos para la principal aerolínea de Colombia siguen vigentes. Aun así, como lo señaló Efromovich, la compañía ha tratado de hacer la tarea en materia de inversión. Es posible que este año Avianca empiece a cosechar los logros de modernización de su flota. Si a esto se le suma estabilidad en el mercado, con aumento en la demanda de vuelos y tranquilidad en el lado tarifario, es probable que en 2016 la compañía logre revertir la tendencia operacional registrada en 2015. Ese es un tema que, para tranquilidad de todos, no debe tener retrasos.

Adicto a la aviación

Germán Efromovich anda muy activo, no solo en sus inversiones aéronáuticas, sino en las que tiene en otros negocios. Por eso, muchos podrían pensar que en algún momento, cuando consolide su inversión en Avianca, podría pensar en salirse del sector para meterse de lleno en otras industrias. El empresario descartó por completo esta posibilidad. “De hecho, estamos saliendo de otros negocios para fortalecer nuestra presencia en esta industria, que es una verdadera adicción. Actualmente estoy destinando 60% o 70% de mi tiempo a la aviación. Queremos ocupar un espacio importante en el continente americano y estamos consolidando este proyecto”, explicó durante la presentación del nuevo CEO de Avianca.

Lea también: ¿Para qué le sirvió al socio de Avianca comprar taxis aéreos en Argentina?

Efromovich, a través de Synergy Aerospace, es el propietario actualmente de 57,80% de Avianca Holdings, controlante a su vez de Avianca, Tampa, Aerogal y Taca, entre otras. En Avianca Holdings es socio con los inversionistas salvadoreños propietarios de Taca. También a través de Synergy, Efromovich se acaba de convertir en el propietario de Macair, la aerolínea argentina propiedad del grupo Macri.

Efromovich también tiene intereses en agroindustria, petróleo y hoteles, entre otras inversiones.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?