| 7/21/2016 12:00:00 AM

El mercado saludable impone la quinua como el grano del futuro

La quinua se impone como uno de los granos del futuro y las empresas de alimentos no quieren dejar pasar la oportunidad de aprovechar un mercado en crecimiento. Este es el panorama.

La tendencia de consumir productos naturales y saludables le está dando a la quinua un protagonismo importante en la dieta de los colombianos. Este grano producido principalmente por los indígenas en departamentos como Cauca y Nariño ya llama la atención de las compañías productoras de alimentos que han incorporado a su portafolio productos con base en el mismo.

En el mercado se puede encontrar la quinua en diferentes presentaciones: granos para consumir en ensaladas, sopas o como acompañamientos; harinas crudas e instantáneas, que se utilizan en repostería, panadería, batidos y sopas; hojuelas para cereales, yogurts y frutas.

Existe también una gama de productos elaborados con la quinua como las barras de cereal, hamburguesas, flanes y galletas, entre otros, según análisis realizados por ProColombia.

Este alimento ha sido catalogado por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) como uno de los granos llamados a soportar la seguridad alimentaria del mundo en los próximos años.

En nuestro país estos cultivos están sustentados básicamente en pequeños productores, 40% de los cuales son grupos indígenas, 80% de ellos ubicados en el suroccidente del país.

Datos del Ministerio de Agricultura indican que en el país hay sembradas alrededor de 2.550 hectáreas de quinua, que producen 4.781 toneladas al año. La proyección es que para 2020 el área sembrada llegue a las 10.000 hectáreas orgánicas y convencionales, con una producción aproximada de 20.000 toneladas.

Según ProColombia, en 2015 las exportaciones colombianas de quinua llegaron a 14 países (por montos iguales o superiores a US$10.000), siendo Estados Unidos el principal destino de las ventas con una participación de 47,2% y un crecimiento superior a 100% frente a 2014.

El año pasado, 8 departamentos colombianos exportaron quinua, siendo Cundinamarca el de mayor participación con 30,9% y un monto de US$339.334. En 2014 las cifras de ventas al exterior de este departamento se situaron en US$82.637. Entre enero y mayo de este año las exportaciones totales del grano sumaron US$498.540.

Es claro que la oferta disponible en el mercado cada día es mayor. Compañías como las vallunas Colombina y Del Alba empezaron a jugársela con nuevas líneas de productos elaborados a partir de la quinua.

Oferta caleña

Del Alba, por ejemplo, lanzó hace menos de una semana su línea de productos con cinco opciones que se suman a la oferta de snacks saludables que ya ofrece la compañía caleña, especializada en nueces finas y reconocida por su macadamia. Se trata de Quinoa Crunch, compuesta por la línea natural, picosita, limón y jengibre, cubierta de chocolate y caramelizada.

Jaime Dorronsoro, gerente general de Del Alba, señala que los tres primeros meses el producto estará exclusivamente en Éxito y Carulla, y a partir de octubre llegará a los demás puntos de venta a nivel nacional.

De igual forma, en los planes de la empresa está llegar con esta nueva línea a mercados como Estados Unidos, México, Chile y España, en donde ya hace presencia con productos como la macadamia.

La apuesta de esta compañía, que hoy vende 10% de su portafolio de productos saludables al exterior, es en tres años lograr que 50% de las ventas –que hoy suman $13.000 millones– sea aportado por los mercados externos. Para este año la proyección de crecimiento en las ventas totales es de 35%.

“Queremos ser líderes en la categoría de snacks saludables y consideramos que la nueva línea de Quinoa será una opción sana y deliciosa”, señala el empresario.

Colombina, por su parte, lanzó una línea de quinua en presentaciones de grano, hojuela y harina, galletas con quinua, chía y amaranto, mostaneza reducida en calorías y pasabocas de maíz y quinua, entre otros.

Estos productos se enmarcan bajo la sombrilla Colombina 100%, una plataforma de productos sin colorantes ni saborizantes artificiales y con beneficios nutricionales lanzada en agosto del año pasado.

“Nuestro compromiso es estar cercanos a los consumidores en aquellos temas que les son relevantes hoy en día, como lo es la sana alimentación. El portafolio ha teniendo una muy buena dinámica creciendo por encima de los presupuestos y estamos muy contentos por la acogida que ha tenido en nuestros consumidores y el comercio, que se refleja en todos los canales. Para este año esperamos duplicar la cifra de ventas que tuvimos el año pasado”, dice César Caicedo, presidente de Colombina.

Alimento para astronautas

Estas empresas se suman a otras como Seguridad Alimentaria de Occidente (Segalco), que vende la quinua como alimento para astronautas y que luego de participar en eventos como macrorruedas de negocios y agendas comerciales realizados por ProColombia comenzó a exportar a Chile y entrar en negociaciones con Perú y Canadá.

Galletas, snacks, harinas, hojuelas, papillas, coladas y pastas hechas de quinua hacen parte del portafolio de esta compañía caucana que busca convertirse en líder en la transformación de este tipo de productos con innovación y el valor agregado.

La firma creó el concepto de ‘alimento de astronautas’ basado en investigaciones hechas por la Nasa, que concluyeron que la quinua y los productos derivados de ella representan un alimento ideal para quienes viajan al espacio por su alto contenido de aminoácidos.

No hay duda que las posibilidades de crecimiento de este negocio están dadas y que las empresas quieren aprovechar ese potencial.

Desarrollo en el Cauca

Análisis de ProColombia indican que indígenas nasas, misaks, totoroes, coconucos y yanakonas están empeñados en convertir la quinua en uno de los principales sustentos alimenticios y de desarrollo económico del Cauca. Son 600 hectáreas cubiertas por una semilla ancestral cuyo alto poder nutricional podría garantizar el futuro de la región. Se trata de la quinua blanca de Jericó, cultivada por 2.000 familias indígenas de cinco de las siete etnias del departamento y campesinos caucanos que ya está llamando la atención de clientes internacionales. El impacto social y el contenido nutricional fueron algunas de las razones para que Vega Products, empresa estadounidense, decidiera comprometerse a comprar las primeras 540 toneladas producidas por la Cooperativa de Quinueros del Cauca en 40 sacos de 25 kilos.

Lea también: Canadá y la quinua, aliados comerciales de Colombia

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?