| 4/27/2017 12:01:00 AM

Energía solar, la apuesta de Celsia en Colombia y Centroamérica

Masificar el uso de la energía solar es una de las apuestas de Celsia. La empresa ya se metió en este negocio en Colombia y da pasos para llegar a Centroamérica. Las metas son ambiciosas.

Las energías alternativas se convirtieron en una obsesión para Celsia. Cada año esta filial del Grupo Argos destina entre $5.000 millones y $10.000 millones para innovación, con el fin de desarrollar sistemas y productos que permitan ofrecer servicios de energía diferentes a los convencionales.

La alternativa solar desvela a los directivos de la empresa, cuyos negocios principales son la generación, transmisión y distribución de energía. Desde hace alrededor de cuatro años comenzaron a estudiar esa línea de negocio, la cual desarrollarán a través de la construcción de granjas solares en diferentes regiones del país, con las que proyectan producir 200 megavatios.

Recomendado: Los países con mayor progreso en energía renovable y eficiencia energética

La primera iniciativa está ubicada en Yumbo, Valle del Cauca. El proyecto se ha denominado Celsia Solar Yumbo, tendrá una capacidad de generación de 10 megavatios, y es la cuota inicial de otros proyectos de características similares que se extenderán por los departamentos de Bolívar, Santander, Magdalena y Cesar.

En este momento avanza en consultas previas y obtención de licencias ambientales y su meta es tener los 200 megavatios en operación en el primer semestre de 2019.

A Centroamérica

Desarrollar proyectos de energía solar en países como Panamá y Costa Rica también está en la mira de Celsia. En el vecino país esta compañía, que obtuvo el año pasado un Ebidta de $1,03 billones e ingresos por $2,9 billones, montará una granja solar que tendrá una capacidad de generación de 40 megavatios. Allí ya cuenta con la licencia previa ambiental y está a la espera de la aprobación definitiva para iniciar la construcción.

La granja estará ubicada en Chiriquí (Panamá), en donde la empresa cuenta con una central hídrica. El costo de esta iniciativa es de US$44 millones, dice Ricardo Sierra, presidente de la organización.

El segundo destino fuera del mercado local es Costa Rica, país en el que encuentran un potencial importante. Las directivas de la compañía también analizan otros mercados en donde tienen clientes interesados en este tipo de servicios.

Lea también: Pese al potencial, aún es insuficiente la energía renovable en Latinoamérica

El interés de Celsia en materia de energía solar en el país también la llevó a desarrollar techos solares para clientes específicos. Hoy, bajo este sistema, ya tienen 100 clientes, entre ellos Unilever, Nutresa y Postobón y ha adjudicado 40 megavatios.

Hace un par de semanas inauguró el primer techo solar de 96 módulos, que empezaron a suministrar energía verde al centro comercial La Reserva, ubicado en Envigado (Antioquia), con una capacidad instalada de 30 kilovatios. Este es el primer proyecto con el que la empresa accede a los beneficios tributarios otorgados por el Gobierno para el fomento de las energías renovables no convencionales.

Foto: Con el programa ReverdeC, Celsia sembrará un millón de árboles al año en el Valle del Cauca.

Ricardo Sierra destaca que la empresa cambió el modelo de energía solar en el país, pues en el pasado si una empresa quería instalar este sistema tenía que comprar sus paneles, instalarlos, operarlos y hacerles el mantenimiento; es decir, lo que ofrecía el mercado era un servicio de instalación y de venta de paneles, pero Celsia tiene un modelo distinto a partir del cual realiza toda la inversión y vende el kilovatio.

Le puede interesar: Colombia avanza en la incorporación de energías renovables

El directivo considera que quienes hacen uso de la energía solar pueden lograr un ahorro de entre 10% y 20% de la tarifa que cancelan mensualmente por el servicio tradicional.

Explica que estos sistemas tienen varios beneficios, entre ellos el logro de un precio fijo a largo plazo, pues los contratos pueden ser de 7, 10, 15 o 20 años y un aumento anual sustentado en el Índice de Precios al Consumidor (IPC).

Apoyo al Caribe

Mientras trabaja en sus planes solares, Celsia –a través de su filial Epsa– continúa en el desarrollo y construcción de proyectos en energía eléctrica. A la firma le fueron adjudicadas seis licitaciones en diferentes departamentos de la Costa Caribe mediante el Plan5Caribe, el cual busca mejorar el sistema de distribución en esta zona del país.

En febrero pasado inició la construcción del tercer proyecto, luego de haber terminado el de La Guajira en enero de este año. Se trata de la subestación Nueva Montería, que contará con un voltaje de 115 kilovoltios, demandará una inversión de $44.400 millones y se espera que esté terminada a finales de este año. También adelanta los trámites previos a la fase de construcción para dos subestaciones en el Atlántico y una en Bolívar. El segundo está ubicado en Valledupar e inició en octubre del año pasado.

La inversión realizada por la empresa en los seis proyectos adjudicados por el gobierno nacional, a través de la Unidad de Planeación Minero Energética (Upme), supera los $470.000 millones.

Además, empezará a construir Porvenir II, un proyecto hídrico de 352 megavatios; terminar las obras demandará 5 años. De igual forma, desarrollará una pequeña central hidroeléctrica en San Andrés de Cuerquia (Antioquia), cuyas obras iniciarán a finales de mayo y generará 20 megavatios.

Lea también: América Latina tiene un alto potencial en hidroenergía, pero aún no lo explota

En total la empresa tiene alrededor de 2.400 megas, de los cuales 50% corresponde al sistema hídrico, con 21 centrales. En térmico cuenta con 5 centrales y en eólico tiene una en Costa Rica.

Así, con inversiones que superan los $500.000 millones, la firma antioqueña se la juega por apostarles a diversas alternativas de energía que, además de ser un nuevo foco de negocio, buscan proteger el medio ambiente y generar ahorros para los clientes.

Distritos térmicos

Proyectos comerciales y corporativos en construcción están en la mira de Celsia para montar nuevas tecnologías. 

En el portafolio de nuevos negocios de la firma energética se destacan los distritos térmicos, los cuales ayudan a hacer eficientes los sistemas de aire acondicionado. El primer distrito se está montando en el centro comercial Nuestro Montería, en la capital cordobesa. El segundo estará en Serena del Mar, en Cartagena, y allí le prestarán el servicio al hospital, al centro corporativo y a los edificios de residencias ubicados en el proyecto. El modelo es parecido al solar; es decir, Celsia realiza la inversión y cobra por las toneladas de refrigeración que entrega.  A estos proyectos destina una inversión cercana a los $25.000 millones. La empresa analiza varias iniciativas y adelanta conversaciones con diferentes desarrolladores de proyectos comerciales o corporativos para montar los distritos en diferentes zonas del país, principalmente en la Costa. Se trata de un sistema adecuado principalmente para proyectos en desarrollo, pues establecerlo en edificios ya existentes resulta muy costoso. Son sistemas hechos a la medida.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 523

PORTADA

¿Cómo llegó Jeff Bezos a convertirse en el hombre más rico del mundo?

Jeff Bezos, el fundador de Amazon, llegó a ser temporalmente el hombre más rico del mundo, lugar al que volverá más pronto que tarde. ¿Cómo lo logró?