Ardila se abre espacio

| 8/18/2000 12:00:00 AM

Ardila se abre espacio

Carlos Ardila Lülle habla sobre el futuro de sus empresas y revela las estrategias que ha seguido la Organización para fortalecerse.

Carlos Ardila Lülle es un luchador. Su tesón le permitió construir una fortuna que lo convirtió en uno de los cuatro hombres más ricos del país. Y ahora, lo está ayudando a superar uno de los momentos más difíciles que ha atravesado la Organización.

Después de la iliquidez que atravesó el Grupo a principios de año y que generó toda clase de rumores en el mundo empresarial, Ardila ha logrado devolverle el oxígeno a la Organización. La venta de parte de la Cervecería Leona a Bavaria le asegura los recursos para pagar la deuda financiera de US$170 millones de la cervecería, a la vez que le quita presión a Postobón, la empresa estrella del grupo. Por su parte, el monumental esfuerzo que se ha hecho en la reducción de costos y gastos ya está dando sus frutos, y la recuperación de los precios internacionales del azúcar ha tenido un impacto muy positivo en las finanzas de los ingenios.



Ardila le contó a Dinero los aspectos claves de su reinvención organizacional, cómo ve el futuro de sus empresas y cómo visualiza el país y la economía en los próximos años.



La estrategia





¿En qué va el conjunto de decisiones del grupo?



El grupo, en medio de la dificultad del país, va bastante bien. Más aún, creo que es uno de los conglomerados que va mejor, porque hemos tenido una reactivación en la parte textil que es muy importante para nosotros; el precio del azúcar venía caídisimo y ha tenido una recuperación gigantesca, lo cual alivia toda nuestra situación; además, el canal de televisión, desde su arranque, tiene unos ratings enormes. Estas tres cosas sumadas nos dan mucho oxígeno y han recuperado mucho a la organización en todos sus aspectos. Yo creo que la Organización ya está saliendo adelante.



¿Qué quiere decir con esta afirmación?



Que seguimos luchando por el país. La gente me dice que una de las cosas buenas para el país es que yo esté aquí, que siga invirtiendo aquí.



¿Qué efecto tendrá en el Grupo el aumento en el precio internacional del azúcar?



Yo soy el productor individual de azúcar más grande el mundo. Es difícil saber en cuánto va a quedar el promedio del precio internacional, pero es más alto del que teníamos. Y el precio interno también funciona con el externo, entonces el efecto es por los dos lados. Si los precios se mantienen durante un año, tendríamos ingresos adicionales de $400.000 millones anuales.



¿Cómo va la reestructuración de la deuda con los bancos?



Muy bien. Está casi terminada la de Leona, donde ya los términos básicos prácticamente han sido aceptados por los bancos. La de Postobón también está muy adelantada, sobre todo con base en las buenas noticias que tenemos de reducción de gastos, de reestructuración organizativa y de mayores ventas con los nuevos productos que estamos lanzando, y con el refuerzo de los jugos.



¿Cómo va la reestructuración?



Pedimos extensión en los plazos de los pagos, lo que no ha sido tan complejo, pues tenemos unos préstamos sindicados grandes. Le propusimos a la banca que nos diera dos años y medio de gracia en el caso de Postobón y de Leona, para terminar pagándoles a 7 años, más o menos en términos similares a los que teníamos. En el caso de los ingenios, con el aumento del precio del azúcar no se requirió una reestructuración ni la titularización que habíamos previsto, porque el mercado internacional aumentó los precios de US$0,04 a US$0,10 centavos y medio de dólar.



¿Qué resultados han tenido con la reducción de costos en el Grupo?



La rebaja en el último año ha sido increíble. Entre mayo de 1999 a junio de este año, los ahorros en costos y gastos iban en cerca $300.000 millones.



¿Cómo lograron estos resultados?



Gracias a la mística de la gente que trabaja con nosotros. Ellos vieron la situación del país y entre todos logramos hacer casi un milagro. Ha habido reducción de todo: servicios, teléfonos, energía, gastos de personal y de representación, entre otros.



"Postobón es mi vida"



Mucho se ha rumorado sobre la venta de Postobón a un inversionista extranjero. ¿Qué hay de cierto en esos rumores?



Una vez vinieron Violy McCausland y Oswaldo Cisneros y me dijeron que Coca-Cola me mandaba ofrecer US$2.000 millones por Postobón. Yo les dije que Postobón es mi vida. Yo nunca he pretendido ni querido venderla.



¿Cómo ve el futuro de Postobón?



Muy bueno, por tres factores. El primero es que la deuda de Leona de US$170 millones, se va a pagar por medio de un contrato de producción con Bavaria, lo que libera la garantía de Postobón que es de unos US$150 millones. El segundo es la altísima reducción de los costos de venta, mercadeo y administración de Postobón. Y el tercero es la vinculación de nuevas estrategias comerciales, con una fortaleza muy grande. En gaseosas, con el nuevo lanzamiento de 7Up, que es una marca ganadora en muchas partes del mundo y que lo va a ser aquí en Colombia, y con el fortalecimiento de nuestra cola negra (Pepsi) con una mayor publicidad. Además, está el negocio de jugos, que es muy importante.



¿Cómo va la operación de Leona?



Falta concretar detalles, pero está más que finalizada. Se obtuvo el permiso de la Superintendencia de Industria y Comercio y ambas partes están contentas. Ambos estamos muy contentos.



¿Qué porcentaje se vendió finalmente?



Yo vendí el 44,15%.



Se rumoraba que había oferentes por el otro 50%...



Yo creía que era mucho mejor hacer la operación con un socio colombiano. No hay otra operación adicional.







El futuro de Coltejer



¿Cómo va la situación de Coltejer?



Muy bien. Hemos aumentado este año las ventas en 51%, similar a las otras dos textileras grandes, en relación con el primer semestre del año pasado. Ese aumento se debe a la reducción del contrabando, en la cual Fanny Kertzman, Guillermo Fino y el Gobierno obtuvieron logros importantes. Además no hemos tenido ningún problema en la reestructuración de la deuda ni con la banca ni con los trabajadores ni con ninguno de los acreedores .



Cuando todo el mundo me decía en 1983 "mande Coltejer a concordato", no quise. Yo nunca he metido a ninguna compañía en concordato. Esto de la ley 550 es muy diferente, porque se les va a pagar en un plazo convenido a todos los acreedores.



¿Cuándo se firma el acuerdo?



Debe estar listo para noviembre de este año.



¿Cómo ve el futuro de Coltejer?



Muy despejado. Soy muy optimista con Coltejer.



El problema grande ahí son los pensionados...



Sí. Nosotros tenemos 3.900 jubilados.



¿Qué pasó con el acuerdo de conmutación pensional que estaban buscando?



Hemos estado tratando el tema con el Gobierno, pero esto es más difícil.



Después de enfrentar este chaparrón y mirando hacia el futuro del país, ¿usted en que invertiría?



Seguiría impulsando a Postobón, al azúcar y al canal. Colombia ha cambiado muchísimo en 10 años y la competencia aquí es violenta. Ya no hay competidores pequeños. En cualquier inversión que uno tenga, ya hay competencia internacional y por eso debe fortalecerse en los negocios estratégicos.



¿En qué va la consecución de un socio internacional para RCN Televisión?



Por ley, no se puede vender sino un 15% de las compañías de televisión. Mucha gente ha estado interesada en comprar, como Televisa, Telmex y Telefónica de España. Estamos en un proceso, y en este momento tenemos la colaboración de PricewaterhouseCoopers como consultores, una firma muy conocida de banca de inversión.







El país



¿Cómo visualiza el país en los próximos dos años?



Lo que me parece más interesante es la mejoría que ha experimentado el Ejército en control del orden público. Hace año y medio o dos años, en los encuentros con la guerrilla, la mayoría de los muertos eran del Ejército. Cosa muy diferente estamos viendo ahora. Los helicópteros Black Hawk y los aviones Fantasma han sido una cosa buenísima. Adicionalmente, la mejoría que se ha dado en las relaciones con Estados Unidos es muy positiva.



¿Y en la economía ?



Tienden a mejorar. Este año un poquitico, pero el año entrante vamos a ver una franca mejoría en el país porque esta tranquilidad que está inspirando el Ejército, la tranquilidad que está inspirando el Presidente y las magníficas relaciones con Estados Unidos hacen prever que la situación de orden público tiende a mejorar y obviamente la situación económica también.



¿Qué recomendaciones le haría al Ministro de Hacienda?



Yo le recomendaría que no subiera los impuestos. Colombia tiene uno de los más altos impuestos de renta, del 35% en lo personal, y los impuestos adicionales son enormes. Las tasas de interés afortunadamente están bajas y esperamos que sigan así. El tipo de cambio también está más o menos en un nivel de competitividad importante y le recomendaría mantenerlo. Definitivamente, las exportaciones están jalonando la economía.



¿Tiene planes exportadores?



Yo soy el exportador privado más grande de Colombia. El 50% de las ventas de azúcar van a los mercados internacionales, Coltejer exporta US$60 millones, este año hemos exportado telenovelas por US$8 millones... exporto banano. Si contamos Peldar, debo exportar más de US$200 millones anuales.



¿Dónde estará usted en los próximos años?



Lo que yo no haré nunca es irme del país. La gente vive aterrada porque continúo viviendo en Colombia, pues mucha gente ya se ha ido. Pero yo confío en mi país y en mi gente.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.