| 11/27/2014 5:30:00 AM

10 claves para 2015

Un año en el que se mantendrán a la baja las cotizaciones de las materias primas; el dólar seguirá reinando y las tasas de interés volverán a subir, vaticina el banco de inversión Goldman Sachs.

Ni el más avezado economista tiene una bola de cristal para adivinar lo que ocurrirá en el futuro. Sin embargo, basado en el razonamiento según el cual hay que mirar el pasado para proyectar el futuro, el banco de inversión estadounidense Goldman Sachs se atrevió a lanzar sus propios pronósticos sobre los 10 temas económicos que serán clave en 2015.

El grupo de expertos del banco analizó no solo el comportamiento que este año han tenido los mercados de materias primas y de valores –así como las decisiones que se han tomado en torno a ellos–, sino también el de las principales economías mundiales, para anticiparse a lo que podría ocurrir el próximo año.

Los elementos contenidos en su análisis de la situación actual y las perspectivas, los materializó en el estudio denominado Mantengamos la fe, que analiza las principales tendencias que se verán el próximo año. Materias primas con cotizaciones a la baja, un dólar cada vez más fuerte, inflación todavía en niveles bajos y una creciente expectativa por el aumento en las tasas de interés para el último trimestre de 2015, son algunos de los 10 temas clave a los que habrá que seguirles la pista durante el próximo año. Estas son las principales consideraciones contenidas en el estudio de Goldman Sachs, divulgado por Europa Press.

A tomarle el pulso

¿Qué pasará con la inflación, el crecimiento y el dólar? Estos son los pronósticos de los expertos de Goldman Sachs.


1 CRECIMIENTO:
bien, gracias. La recuperación registrada en el mundo desarrollado durante 2014 se mantendrá el próximo año e, incluso, mejorará en regiones como Japón y la Zona Euro, pronostica Goldman Sachs. La relajación de las condiciones financieras, los bajos precios del petróleo y una cierta flexibilidad de la banca para conceder nuevos créditos jugarán un papel clave para que se mantenga el crecimiento. La incógnita sigue siendo la recuperación de China.

2 JUNTOS PERO NO REVUELTOS:

Las diferencias en los grados de recuperación que registran las economías desarrolladas han sido el principal obstáculo para el despegue global. Así lo reconocen los expertos del banco, que creen que el próximo año no se reducirá la brecha de crecimiento que tiene a Estados Unidos con una economía a buena marcha, mientras Europa y Japón siguen rezagados. Los procesos electorales en España, Portugal y Reino Unido son vistos como los principales desafíos en el ámbito político.

3 PRECIOS CRUDOS:

¿Qué tan sostenible es la baja en los precios internacionales que registra el petróleo? Los expertos aseguran que el margen para bajar todavía no ha terminado y pueden venir más sorpresas para el mundo. Por eso, ponen en una balanza los pro y los contra: por un lado, el petróleo barato refuerza la tendencia de materias primas con precios a la baja, lo que contribuye a que los ciudadanos tengan más ingresos disponibles e impacta el crecimiento. Pero se convierte en una presión fuerte para los principales exportadores de crudo, pues les reduce sus ingresos.

4 INFLACIÓN, TODAVÍA A LA BAJA:

La época de baja inflación todavía se mantendrá otro año, según anticipan los expertos del banco de inversión, quienes creen que este fenómeno se notará con mayor rigor en la Zona Euro. Esto podría llevar a que el Banco Central decida adoptar un programa más agresivo de expansión monetaria si llega a detectar un deterioro importante en las condiciones económicas.

5 DÓLAR, IMPARABLE:

 La apuesta de Goldman Sachs para 2015 sigue siendo por un dólar fuerte frente a monedas como el euro o el yen. De hecho, para este año los expertos de este banco calculan que la tasa de cambio del dólar frente al euro podría llegar a 1,15 y prevén que se acercaría a la paridad de las dos monedas de aquí a 2017.

6 TASAS AMARRADAS: Aunque los anuncios de la presidente de la Reserva Federal, Janet Yellen, de recortar los estímulos monetarios han generado alboroto en los mercados, casi nadie cree que estos se levanten totalmente antes de mediados de 2015. Los expertos de Goldman Sachs incluso apuestan por que la Reserva Federal no subirá los tipos de interés hasta septiembre del próximo año. Sin embargo, advierten que una vez comience el periodo de alzas, el ritmo será rápido y las tasas de interés podrían treparse de manera acelerada.

7 LA INCÓGNITA CHINA:

El comportamiento de la principal economía asiática sigue generando incertidumbre en el resto del mundo, y para los expertos de Goldman Sachs continúa siendo todo un acertijo. Sin embargo, su apuesta apunta a que la economía china podría crecer entre 6% y 7% durante los próximos dos años. Eso sí, nadie descarta la fuerte volatilidad macroeconómica que podría rodear el proceso de crecimiento de este país, que en años recientes se caracterizó por ser uno de los mayores consumidores de materias primas del mundo.

8 OJO AL CRÉDITO:

 Al igual que ha ocurrido con el crecimiento de los países desarrollados, que muestran resultados muy disparejos, entre los países emergentes también podrían continuar los desequilibrios, estiman los expertos del banco. Estos, incluso, podrían agudizarse debido a la caída en los precios internacionales del petróleo y las principales materias primas –entre ellas algunos alimentos–. Para los analistas, esta ‘polarización’ se acrecentará entre los países que han afrontado sus desequilibrios económicos y los que no. Por eso ve con especial preocupación el riesgo de crédito que para el próximo año representan países como Argentina, Rusia o Venezuela, si los precios de las materias primas siguen en picada.

9. CALMA CHICHA.

Acostumbrado como ha estado el mundo desde 2008 a las fuertes volatilidades en los mercados, los expertos del banco prevén que para el próximo año continuarán moderándose estos fenómenos y podría vivirse una cierta calma en los mercados, provocada en buena medida por los bajos niveles de liquidez.


10. RENTABILI-DAD, A LA BAJA.

Las épocas de activos muy rentables comienzan a quedar en el pasado y, para el próximo año, los expertos vaticinan una época de activos con rentabilidades bajas en términos absolutos. Sin embargo, ven que la renta variable seguirá ofreciendo el mayor retorno, especialmente en los países emergentes. Las divisas, por su parte, podrían convertirse en la gran sorpresa en materia de rentabilidad.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?