| 7/1/1995 12:00:00 AM

Maná escaso

DURANTE 1994 TODO el mundo hablaba de la gran bonanza que iba a traer Cusiana. La primera de todos, esa institución que a lo largo de su historia se ha caracterizado por ser la portadora de las proyecciones más optimistas e irreales de la economía colombiana, el Departamento Nacional de Planeación.

A finales del gobierno pasado, en enero de 1994, Planeación publicó el libro "Cusiana un reto de política económica" en el cual se hacían las proyecciones más alegres sobre los ingresos que iba a generar Cusiana a partir de 1996-97. En esas proyecciones Cusiana entraría en plena producción en 1997 con 600.000 barriles diarios. Hoy en día se sabe, de manera cierta, que el campo solamente entrará en plena producción a partir de 1998, alcanzando un máximo de unos 500.000 barriles diarios. Y eso si no hay problemas o contratiempos en la construcción del nuevo oleoducto o en la perforación de nuevos pozos.

Las diferencias en ingresos fiscales y de divisas de las actuales proyecciones con respecto a las iniciales son muy significativas. En la "cusianitis" promovida por Planeación Nacional se hablaba de que gracias a ese proyecto el país iba a exportar en promedio cerca de 450.000 barriles diarios en 1996 y casi 800.000 (le barriles diarios en 1997. En cambio, los estimativos de DINERO son (le 320.000 barriles y 400.000 barriles en esos (los años, respectivamente.

En términos de ingresos de divisas, la diferencia es enorme: US$800 millones menos que lo inicialmente proyectado en 1996 y US$2.700 millones menos en 1997. Lo mismo podría decirse de los ingresos fiscales que se dejarían de percibir.

O sea que no es tan abundante el maná caído del cielo que supuestamente iba a recibir el gobierno de Samper y con base en el cual ha prometido lo divino y humano en materia de gasto público. Por ahora las mayores exportaciones de hidrocarburos de los próximos dos años servirán primordialmente para compensar la destorcida de los precios internacionales del café, si no se presentan heladas en Brasil.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?