| 8/5/2016 12:00:00 AM

Oro sólido: La fiebre olímpica se apodera de Río

Ni la amenaza del zika, la bancarrota de Río de Janeiro o la salida de la presidente Dilma Rousseff detienen la fiebre de oro que han desatado los juegos Olímpicos. ¡A competir!

Por la de oro. Esa es la consigna con la que llegan a Brasil cerca de 10.000 atletas que competirán en 42 disciplinas durante los 19 días que duran los Juegos Olímpicos Río 2016 que se inauguran este 5 de agosto.

Este año, deportistas de más de 200 países participaran en 306 pruebas de las cuales 161 tienen competidores masculinos, 136 femeninos y 9 mixtos, según el Comité Olímpico. Entre las novedades deportivas, los organizadores destacan el regreso del golf, que vuelve a los Olímpicos después de 112 años de ausencia. En esta disciplina se medirán deportistas de 41 países.

Por segunda ocasión, un país latinoamericano se convierte en sede de los Juegos Olímpicos, pues ya en 1968 México había albergado esta prestigiosa competencia internacional.

Pero, mientras en el campo deportivo hay mucho por celebrar, en materia económica, política y social Brasil vive un momento muy álgido. En el tema político, la salida de la presidente Dilma Rousseff de su cargo y la llegada de su vicepresidente Michel Temer al poder han generado un duro enfrentamiento y múltiples acusaciones de corrupción.

Lea también:Las siete plagas de Brasil

En materia económica, el país registró el año pasado una caída en su economía de 3,8%, y de 5,4% en el primer trimestre de este año, lo que ha generado desconcierto entre la población.

Esto ha llevado a que el costo de los juegos siga siendo tema de gran controversia. Un informe de la Universidad de Oxford citado por la BBC asegura que el costo se acercó a los US$4.600 millones, pero algunos analistas locales lo sitúan por encima de los US$10.000 millones, por los sobrecostos que se registraron en algunas de las obras. A esto se suma la amenaza por el zika, que llevó a muchos deportistas a declinar su participación.

Más allá de estos inconvenientes, Río 2016 busca convertirse en el escenario donde brillarán las estrellas del deporte mundial que luchan por consagrarse en sus disciplinas. Estas son unas de las cifras que moverá el evento y algunos de los atletas con más ingresos que participarán en esta edición de los Olímpicos.

Los más ricos

Estos cinco deportistas hacen parte del ranking de Forbes de los atletas con mayores ingresos.

Kevin Durant (US$56,2 millones)

El destacado basquetbolista, de 27 años, liderará al equipo masculino de Estados Unidos que busca refrendar el oro olímpico –ha estado en el podio en 17 ediciones– y suplir la ausencia de estrellas como LeBron James y Stephen Curry. Acaba de firmar un contrato por dos temporadas con el equipo Warriors de Golden State por US$54,2 millones.

Novak Djokovic (US$55,8 millones)

El tenista serbio, de 29 años, es uno de los jugadores con más victorias en torneos individuales de Grand Slam. Ha ganado en 12 oportunidades en torneos como el Abierto de Australia, el de Estados Unidos, Wimbledon y este año el Roland Garros. Es considerado el tenista con mayores ganancias en toda la historia de este deporte, con US$100 millones en 10 años.

Neymar (US$37,5 millones)

La estrella del Barcelona FC, de 24 años, hará parte del equipo de fútbol de Brasil que participa en esta olimpiada con la idea de ganar el único título mundial que le hace falta. Neymar es uno de los tres jugadores mayores de 23 años que podrá participar en el equipo olímpico. Acaba de firmar con el Barcelona un contrato hasta 2021 que le permitirá embolsillarse 15 millones de euros por año.

Usain Bolt (US$ 32,5 millones)

Considerado el hombre más rápido del mundo, buscará en Río repetir el oro que obtuvo en Londres 2012 en las pruebas de 100 y 200 metros. Es la estrella más mediática de las olimpiadas –tiene contratos publicitarios por más de US$20 millones– y en la anterior olimpiada su carrera de 100 metros fue vista por 20 millones de televidentes en el mundo, siendo la de mayor audiencia.

Serena Williams (US$28,9 millones)

Junto a su hermana Venus, es una de las cartas fuertes del tenis estadounidense en Río. A comienzos de julio fue noticia el triunfo de esta tenista estadounidense en Wimbledon, donde se embolsilló US$2,6 millones, que se sumaron a los US$77,5 millones que ha acumulado a lo largo de su carrera.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?