Empleo y expectativas

| 3/7/2003 12:00:00 AM

Empleo y expectativas

Las expectativas de los empresarios sugieren que el reciente cambio de tendencia en materia de desempleo no podrá profundizarse este año.

Buenas noticias. La tasa de desempleo registró su nivel más bajo en cuatro años para enero, cuando por lo general este flagelo se dispara tras la mayor actividad económica de diciembre. El desempleo en todo el país pasó de 17,9% a 16,1% entre enero de 2002 y 2003. En las 13 principales ciudades, la tasa cayó más de 2 puntos (de 20,4% a 18,2%). Y los indicadores de subempleo, aunque altos, mostraron una tendencia a la baja. Para variar, Colombia dejó de ser campeona en este terreno, y ahora Argentina y Venezuela son líderes.

Ahora, las malas: los resultados del más reciente sondeo de expectativas del Banco de la República sugieren que este bienvenido cambio de tendencia no podrá profundizarse en el 2003. La gráfica muestra que apenas un 12,4% de los encuestados espera que su planta de personal aumente, un 64,2% que permanezca estable, mientras que el 17,3% opina que será menor. Es decir, las empresas no tienen planes significativos de emplear más colombianos en el corto plazo. Y para la segunda mitad del año, un 72,5% de los encuestados espera no alterar su planta de personal, un 13,8% piensa aumentarla, mientras que un 7,5% opinó que la disminuirá. Por tanto, las expectativas mejoran un poco en el segundo semestre del año, pero no lo suficiente como para superar este gran drama nacional.

Estas expectativas de los empresarios son consistentes con el modesto crecimiento económico actual, que alcanzó un 2,01% anual en el último trimestre de 2002, y que este año se espera que llegue a 2,2%. El gobierno tiene como meta bajar el desempleo a 10% en el 2006, lo cual será difícil de cumplir con crecimientos proyectados de 3,3% en 2004, 3,7% en 2005 y 3,9% en 2006. Se requiere que la economía crezca a tasas muy superiores, cercanas al 4,5%, para que haya una generación importante de nuevos puestos de trabajo. En el mejor de los casos, si todo marcha bien, la confianza comienza a retornar y no se pierde el rumbo en materia de ajuste fiscal, el desempleo urbano caería a 15,2% este año y a 14% en 2006.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.