El disparo en los intereses

| 11/24/2000 12:00:00 AM

El disparo en los intereses

Con tasas de interés de 20 puntos reales no hay mucha economía que resista.

¿Es el DTF el mejor indicador de la evolución del mercado financiero? Así lo creen muchos analistas, que celebran el estímulo para la economía que representa su estabilidad por debajo del 13% durante el segundo semestre. El problema es que para la actividad económica el interés relevante no es el de captación, sino el del crédito. Y no es la tasa nominal, sino la real. Lo cierto es que, según la Superbancaria, la tasa de interés de colocación ha pasado de 24,1% en junio a 29,6% en octubre. Con la inflación de largo plazo del 7% que reporta Planeación Nacional, la tasa de interés del crédito hoy sobrepasa los 20 puntos reales.

La gráfica presenta la evolución de la tasa de interés real (a la izquierda y en verde) y su conexión con el crecimiento económico urbano (a la derecha y en rojo). La relación es estrechamente inversa: los altísimos intereses del primer semestre de gobierno produjeron la enorme recesión del 99, y los bajos intereses entre junio del 99 y junio del 2000 aceleraron el crecimiento. Pero desde junio, el costo del crédito se ha disparado y su tasa real ya es comparable al primer trimestre del 99. Por ello no es sorprendente que la actividad urbana se haya desacelerado.



El desorden fiscal que condujo a la explosión de la deuda interna del gobierno genera sin duda un alto costo para los deudores, que han tenido que pagar intereses adicionales por casi $500.000 millones. Y el aumento de los márgenes de intermediación del sistema financiero una vez se liberó la tasa de usura no ha sido menos costoso.



En materia financiera, pues, el DTF no es un buen indicador. No es cierto que la abundante liquidez genere buenas condiciones para la economía.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.