| 10/30/1998 12:00:00 AM

Las grandes marcas

Cómo cambian las cosas en Colombia. Desde cuando al ex rector de la Universidad Nacional Antanas Mockus le dio por ofender a su auditorio mostrándole el trasero, muchos han optado por esta estrategia para obtener resultados efectivos. Mockus llegó a la Alcaldía de Bogotá. Y ahora una compañía como la Bodega de las grandes marcas recurrió al fácil argumento de exhibir toda clase de traseros con el fin de promocionar la venta de ropa de diferentes marcas.



En un país donde la desnudez del cuerpo, en especial femenino, se utiliza para vender de todo ­desde discos hasta jabones­, este anuncio marca otra medida en la baja calidad de algunos comerciales que se hacen.



Paradójicamente, pese a que la campaña es grotesca es muy efectiva: el centro comercial vendió $260 millones en dos días y tuvo que emplear personal de seguridad para controlar al público que llegaba a sus instalaciones.



Lo peligroso de esta masificación de "ideas" como la de recurrir al cuerpo para anunciar es que sea un estímulo a abandonar la creatividad y se cree una ola de imitaciones.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?