| 5/15/2013 12:00:00 AM

EL ORIGEN DE CARLOS LEYTON, SEGÚN ORTIZ

Juan Carlos Ortiz, socio fundador de Proyectar Valores, dice que Carlos Leyton llegó a la firma en una “cochada” de empleados de otras firmas comisionistas que fueron recogidas por esta entidad cuando se quebraron.

EL ORIGEN DE CARLOS LEYTON, SEGÚN ORTIZ
D— ¿Conocía usted a Leyton?

No, pero de la misma presentación del representante Simón Gaviria se deduce buena parte de su historia. Él venía de un puesto de bolsa que se llamaba Bienvalores, que perteneció primero a Granahorrar y que luego quedó en manos de Rocío Castellanos, esposa de un directivo de Macrofinanciera. La crisis de este puesto coincidió a comienzos de los 2000 con las de otros cuatro, entre ellos el de Hernando y Arturo Escobar, fundadores de la Bolsa de Medellín.

Tanto la Bolsa de Bogotá como la Superfinanciera buscaron inversionistas interesados, no en rescatar a los socios de esos puestos, sino a sus clientes. Esa invitación fue aceptada por Rodrigo Jaramillo, por Víctor Maldonado y por mí. Fue de la fusión de esos clientes de donde nació el Grupo Proyectar que, al cabo de cuatro años, ya tenía 170.000 clientes y $2,8 billones en Inversiones. El negocio fue interesante porque Bienvalores llegó a manejar negocios muy importantes, entre ellos la cartera de Ecopetrol, que luego pasaría a Global Securities.

El señor Carlos Leyton llegó en esa cochada de empleados que tuvimos que absorber. Nadie, ni la bolsa ni la Super advirtieron en aquel entonces que estaba siendo investigado en relación con algunas irregularidades en Bienvalores. Nosotros ni siquiera lo conocíamos.

D— Si no lo conocían, ¿por qué le dieron el cargo de gerente comercial de Proyectar?


Ese cargo no implica que él hubiera sido la figura máxima de la firma. Esa denominación de “gerente comercial” la tenían más de trescientos corredores que trabajaban allí. Lo que ocurre es que para que un corredor pueda manejar clientes necesita tener una representación legal. Pero el gerente comercial era el equivalente a lo que en otras empresas se conoce como ejecutivo de cuentas o impulsador de negocios.

D— Aun así, debió ser alguien con mucha autonomía para que Estados Unidos lo acuse de haber usado su posición para lavar activos del narcotráfico.

Los cuestionamientos al señor, que no habían trascendido hasta ahora, vienen de hace seis meses. La quiebra de Proyectar ya va a cumplir tres años. Cuando él llegó a la nómina de corredores de Proyectar ninguna autoridad advirtió sobre sus antecedentes.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.