| 7/6/2017 12:01:00 AM

Sector de la construcción espera un repunte para el segundo semestre

El sector espera un franco repunte en el segundo semestre de este año en la medida en que se estabilice la dinámica económica y se recupere la actividad constructora.

Nuevos rumbos se traza el sector constructor luego de que en los primeros meses del año recibiera un campanazo de alerta por la caída en su crecimiento (-1,4% en el primer trimestre) y que ello impactara el rubro de vivienda, que bajó 7,13%.

Para recobrar el protagonismo se han fijado propósitos que mejoren su dinámica y la Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol) espera que el crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) de la construcción de edificaciones al finalizar 2017 sea cercano a 2,4%. Especialistas del sector coinciden en que es importante seguir estimulando tanto los proyectos de vivienda nueva como también iniciativas de edificaciones de oficinas, centros comerciales, bodegas y complejos industriales, entre otros.

Lea también: Estos son los principales riesgos de las 4G según Standard & Poor’s

Los análisis de Camacol muestran que, a pesar del desempeño observado en el primer trimestre del año, la apuesta continuará enfocada en el componente residencial, donde se espera que la tasa de crecimiento llegue a 6% este año. Para Sandra Forero Ramírez, presidente de este gremio, hay buenas expectativas para el segundo semestre de 2017. “Los pilares para avanzar en lo que resta del periodo en el mercado de vivienda nueva –explica la dirigente gremial––, están en impulsar programas de política pública de acceso a la vivienda social y promover la inversión de esta vivienda en el segmento medio”.

María Clara Luque, presidente de la Federación Colombiana de Lonjas de Propiedad Raíz (Fedelonjas) coincide en que en este segundo semestre las perspectivas son mejores, al haber mayor disposición por parte de los compradores. “En los primeros meses del año –señala–, los resultados no fueron buenos porque había muchos clientes que esperaban ver cómo se comportaban las tasas de interés antes de tomar créditos”.

La directiva gremial cree, además, que este es un buen momento para impulsar la compra de una segunda vivienda, debido a que hay demanda de inmuebles para alquiler, especialmente en el estrato medio. “El incremento del Índice de Precios de la Vivienda Usada (IPVU) fue de 5,19% durante el año anterior, en términos reales sin el efecto de la inflación, lo que ratifica que esos inmuebles gozan de buena valorización”, precisa.

Antonio García Rozo, presidente nacional de la Asociación Colombiana de Ingenieros (Aciem) afirma que la construcción debe retomar su papel dinamizador en estos momentos que la economía enfrenta dificultades. “El Gobierno y la industria tienen el reto de acelerar la construcción de vivienda, un sector que representa 7% del PIB del país y es un generador de empleo importante, que ocupa a cerca de un millón y medio de trabajadores”, precisa. En su concepto, el Banco de la República ya envió mensajes al mercado para estimular la recuperación de la economía con medidas que apuntan a reducir las presiones inflacionarias, vía tasas de interés. Ello debería intensificar la actividad constructora de vivienda en el país.

Recomendado: La falta de motores de crecimiento amenaza al PIB de 2017

Para el directivo, además, la entrega de 40.000 subsidios adicionales para compra de vivienda entre $99 millones y $320 millones jalonará al sector y promoverá el acceso a vivienda propia en la clase media. Y aunque las metas de Vivienda de Interés Social (VIS) y Vivienda de Interés Prioritario (VIP) son altas, se debe seguir dinamizando la construcción en estratos 3 y 4, la cual demanda 50% de las ventas a nivel nacional.

A su turno, Julio Miguel Silva, socio fundador de la firma Economía Urbana, cree que el Gobierno debe trabajar más en nuevos proyectos que sustituyan al programa de viviendas gratuitas, el cual fue esencial para impulsar la construcción entre 2013 y 2015. Y destaca la decisión gubernamental de modificar las condiciones del programa Mi Casa Ya, porque ahora la normatividad amplía los subsidios a la cuota inicial y la tasa de interés para aquellas viviendas que se compran por leasing habitacional.

En su opinión, también es necesario que en Colombia crezca la financiación y por ende la compra de vivienda, porque la demanda de crédito aún es baja en comparación con otros países. “En Chile hay 80 créditos hipotecarios por cada mil habitantes y en Colombia hay 21. La deuda hipotecaria representa 18% del PIB de los chilenos y en Colombia es de solo 5,8%”, advierte.

Esta proporción es baja, en gran parte porque –en su concepto– faltan mayores opciones para los trabajadores de bajos ingresos y los informales, quienes tienen muchas restricciones para acceder a un crédito hipotecario, pero a la vez gozan de recursos valiosos que destinan a temas de arriendo, y que podrían dedicar al pago de un préstamo de vivienda.

Futuro concreto

Camacol resalta que el sector tiene buenas perspectivas de desarrollo puesto que en los primeros cuatro meses del año la ejecución de proyectos de vivienda nueva ha comenzado a repuntar.

En dicho periodo se registra un total de 55.245 unidades habitacionales iniciadas; es decir, 5,6% más de las que lo hicieron entre enero y abril de 2016. Actualmente hay muchas oportunidades de inversión en vivienda para los hogares, pues existen 125.000 unidades disponibles para la venta en cerca de 3.500 proyectos. 80% de estas viviendas tienen un precio inferior a los $321 millones; es decir, pueden aprovechar los incentivos existentes para la cuota inicial y la tasa de interés.

Le puede interesar: Minería y construcción perjudicaron el crecimiento del PIB en el primer trimestre

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 524

PORTADA

Así es el mercado de los bufetes de abogados en Colombia

En un año que no resulta fácil para la economía, la actividad de las firmas legales está más dinámica que nunca. Los bufetes de abogados se juegan el todo por el todo.