| 3/3/2016 12:00:00 AM

El millonario crédito que enredaría más el escándalo de Reficar

El negocio de refinación y de petroquímica podría aportar al balance de la petrolera.

La Red de Justicia Tributaria agregó un capítulo más a la novela de Reficar con una denuncia sobre supuestas irregularidades en un crédito por más de US$2.000 millones del Exim Bank a Reficar.

La novela sobre los sobrecostos en la construcción de Reficar cada día se llena más de intrigas y de nuevos protagonistas. A la investigación disciplinaria que abrió la Procuraduría General contra el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas; el presidente de Ecopetrol, Juan Carlos Echeverry, y otras nueve personas que fueron o son parte de los directivos de la compañía, se suma una revelación de la Red de Justicia Tributaria con respecto a irregularidades en el crédito que le otorgó el Exim Bank a Reficar.

Resulta que en una auditoría realizada en 2013 por la Oficina del Inspector General del Departamento de Comercio de Estados Unidos al Exim Bank (banco que promueve el comercio exterior de ese país) se encontró que cuando Reficar le solicitó un préstamo para contratar la construcción de la refinería, dijo que había cuatro empresas compitiendo por dicho contrato, cuando en realidad solo había una desde 2007 y era Chicago Bridge & Iron (CB&I).

El crédito fue adjudicado el 18 de mayo de 2011 por US$2.343 millones, con el argumento de que se beneficiarían 150 empresas estadounidenses y se crearían 15.000 trabajos en ese país durante cuatro años, pero la auditoria sostiene que, como no tiene suficiente información, no pudo verificar si el préstamo era necesario, al tiempo que cuestiona que el crédito se entregara sin cumplir con los protocolos de reputación e integridad de su país.

“Esto implica varias cosas: la primera, que al parecer el crédito no estuvo lo suficientemente justificado, la segunda, que se mintió diciendo que había más interesados en construir, cuando en realidad solo había uno y, la tercera, que al parecer hubo la intención de favorecer a una empresa estadounidense –CB&I–, a costa de sobrecostos que lesionaron gravemente las finanzas de Ecopetrol”, asegura Mario Alejandro Valencia, vocero de la Red de Justicia Tributaria.

Valencia agrega que a raíz de esta auditoría se le recomendó al Exim Bank cambiar los procedimientos para otorgar créditos. De otro lado, en un análisis de Larraín Vial del capex de Ecopetrol para 2016 se ve una partida de US$1.000 millones para refinación, una suma muy alta si se tiene en cuenta que para eso se construyó Reficar.

Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.