El crecimiento de Alemania ha sido excepcionalmente fuerte y se espera que la tasa de aumento del PIB sea de 2,4% para el resto del año y el próximo. Los analistas prevén que el déficit fiscal que cerró en 1,3% en 2006, llegue a cero en 2008.

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.