| 8/18/2006 12:00:00 AM

Qué son los corresponsales

Los corresponsales no bancarios les permitirán a las entidades financieras ofrecer servicios en los distintos puntos del país sin necesidad de montar sucursales, lo cual disminuye el costo de la inversión y el de la transacción.

Qué son los corresponsales
Los corresponsales no bancarios (CNB) podrán ser establecimientos comerciales como supermercados, droguerías, oficinas de correo, loterías y cooperativas, entre otros, que muevan bastante efectivo en caja y, sobre todo, que le generen confianza y tranquilidad al cliente. Esta es la clave para que el modelo funcione.

El Decreto 2233 del 7 de agosto de 2006 facultó a los bancos, por medio de estas firmas, para que faciliten las transacciones en efectivo (en otros países permiten también operaciones en cheque). Así, los CNB podrán ofrecer consulta de saldos, expedición de extractos, recaudo y transferencia de fondos, depósitos y retiros en efectivo desde cuentas corrientes y de ahorros, desembolsos de crédito, así como operaciones de recaudo como pagos de servicios públicos y pensiones, entre otras.

En palabras de un banquero, "operarán como si fueran la caja de una sucursal bancaria". Y como tal, la norma exige que operen conectados en línea y tiempo real con las plataformas de los establecimientos de crédito correspondientes por medio de terminales electrónicas. De ahí que el factor tecnológico sea tan relevante.

Para mitigar los riesgos operativos del negocio como fraude, equivocaciones, suplantación, etc., los corresponsales no podrán ceder el contrato, cobrar para sí mismos tarifas adicionales a los usuarios, prestar garantías ni ofrecer servicios por cuenta propia. Y como las operaciones siguen siendo responsabilidad de los bancos, estos deberán contratar seguros, establecerles límites a sus corresponsales y darles capacitación y soporte e identificarlos claramente.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.