| 8/4/2011 12:00:00 AM

De todo como en botica

Nuevas carteras colectivas, fondos de capital privado y EFTs son inversiones para tener en cuenta.

De todo como en botica
Son estas coyunturas difíciles las más retadoras y donde se conoce quiénes son realmente los mejores administradores y asesores de inversión. Por esto, hay que estar atento a los nuevos productos como carteras colectivas y fondos de capital privado, por ejemplo, que están lanzando al mercado las diferentes entidades.
Dentro de las nuevas carteras colectivas y, gracias a la integración con los mercados de Chile y Perú, comenzaron a surgir fondos en acciones especializados en un sector específico. Inicialmente surgieron las de hidrocarburos, pero, dado que estaban volcadas hacia petroleras canadienses que tuvieron fuertes caídas, no tuvieron un buen arranque. Skandia abrió un fondo con acciones de aerolíneas (Avianca y LAN) y de empresas de servicios petroleros que ayudan a compensar cuando sube el petróleo que, a su vez, es uno de los insumos que más golpea el transporte aéreo. Esto es, dos sectores con una correlación inversa. Por su parte, Correval lanzó un fondo de commodities y otro internacional para acceder a estos mercados con bajos montos y sin riesgo cambiario, pues ellos se encargan del cubrimiento.

Si no quiere apostarle a una empresa en particular y quiere una mayor diversificación, es conveniente utilizar ETFs, que son fondos que replican el comportamiento de alguna región y/o sector. Recientemente, BlackRock –uno de los mayores gestores de fondos del mundo– lanzó un ETF sobre el Colcap.

Otra alternativa son los denominados fondos de capital privado, que son muy especializados para invertir en empresas no listadas y sectores económicos como palma, agroindustria, Pymes con servicios especializados y, en general, empresas de alto potencial. Si bien este es un vehículo para inversionistas calificados, Colfondos y Seaf crearon un portafolio que permite el acceso desde menores montos de inversión ($30 millones).

Por otra parte, una buena alternativa en tiempos turbulentos es asegurar la educación de sus hijos con ahorro. Por ejemplo, Porvenir ofrece una alternativa para ahorrar alrededor de $29,7 millones en 4 años y asegurar el pago de la universidad, con las ventajas tributarias que dan los fondos de pensiones.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.