La revolución de la e-banc@

| 4/9/2001 12:00:00 AM

La revolución de la e-banc@

La competencia en la banca por internet llegó a la segunda ola. Ahora, lo importante es generarle valor al cliente.

Lo único que tienen claro los banqueros cuando hablan de internet es que deben ofrecerles a sus clientes la posibilidad de conectarse en línea con su entidad financiera, porque si no lo hacen, esto implicaría a largo plazo quedar rezagados y perder clientes. "Es igual a lo que sucedió con los cajeros electrónicos. Tenerlos no es buen negocio, pero el que no los tiene no puede competir", es un comentario generalizado en el sector.

De las 30 entidades financieras, 28 ya tienen su página web. La mayoría de ellas permiten a sus clientes hacer transacciones básicas como consultas de saldos y movimientos, y transferencias de fondos entre cuentas de una misma entidad. El Banco del Estado y el Agrario son los únicos que se han quedado por fuera de esta tendencia.



Aunque todavía hay un número importante de entidades que se limitan a mostrar información institucional, se puede decir que Colombia ya está entrando a la segunda ola de internet bancario. Entidades como el Grupo Aval, Conavi, Citibank, BBVA Banco Ganadero, Santander y Bancolombia ofrecen o están a punto de lanzar servicios con mayor valor agregado, como la programación de pagos, en el caso de la banca personal, y herramientas para manejar pagos de nómina, tesorería y consolidación de cuentas, en la empresarial.



De este modo, el portal no solo es un sitio donde se genera el pago, sino un lugar donde la persona puede administrar todas sus facturas. Es claro que los portales están tratando de evolucionar para convertirse en pequeños proveedores de "aplicativos" y dar un mayor valor agregado al resolverle al cliente necesidades más allá de la mera transacción.



La e-strategia



Aunque, en teoría, internet es un canal de contacto con el cliente más económico para el banco, en la práctica esto no es tan claro. Es más, ninguna entidad financiera del mundo tiene discriminados en sus balances ingresos por este concepto.



"Internet es una herramienta que no se debe mirar por su rentabilidad o retorno sobre la inversión, sino como un requerimiento de las generaciones futuras", afirma Luis Carlos Sarmiento Gutiérrez, presidente de Aval.



Precisamente, Aval, entidad que reúne a los bancos de Bogotá, Occidente y Popular, la corporación AVVillas y el fondo de pensiones Porvenir, acaba de hacer una de las mayores innovaciones en banca por internet para aprovechar las ventajas que le da ser un grupo financiero.



En Avalnet, el usuario puede hacer sus transacciones entre las cinco entidades. Esto se logró no solo porque utilizan la misma plataforma tecnológica, sino porque hace cerca de cuatro años se tomó la decisión de integrar su red de servicios.



Un caso que también vale la pena destacar es el del BBVA Banco Ganadero, que posee una plataforma tecnológica única para todas sus sucursales en el mundo. "Internet no es una moda, no es colocar una página web. Toda la organización debe estar en función de este canal", señala un alto funcionario de la entidad.



Sin embargo, este tipo de soluciones "multibanco", como Avalnet, Todo1 (integración de Bancolombia con Banco Mercantil de Venezuela y Pichincha del Ecuador) o Myciti.com (servicio del Citibank en Estados Unidos), no es fácil de adoptar.



Y aunque para un usuario desprevenido lo lógico sería poder hacer transacciones en línea entre diferentes bancos, en la práctica esto implica un alto riesgo de volatilidad entre los clientes, que los bancos no están dispuestos a asumir por ahora, a no ser que pertenezcan al mismo grupo.



Tercera ola



Las perspectivas de crecimiento de la banca por internet son bastante optimistas. Según algunos estudios internacionales, en 5 años entre el 15% y 25% de las transacciones financieras se harán por este canal.



Pero el verdadero valor de internet no está en el ahorro en costos de transacción, sino en la posibilidad que le da a la entidad de conocer al cliente. Hasta el momento, los bancos se han concentrado en prestar servicios y en hacer rápidas, seguras y atractivas sus páginas web. Pero internet les da la posibilidad de estudiar a sus clientes, al permitirles llevar estadísticas sobre el tipo de transacciones que realizan, la frecuencia con que recurren a los servicios, el tiempo que se demoran. Las opciones son infinitas, y bien administradas se convertirán en un factor diferenciador, que les ayudará a segmentar mercados.



En qué están

De las 30 entidades financieras, 28 ya tienen página en internet.



La mayoría presta servicios simples como consultas, transferencias y pagos con solo un clic.



Algunos bancos ya están ofreciendo servicios con un mayor valor agregado como "programación" de pagos.



Qué se espera

Que internet se convierta en una herramienta para establecer mejores perfiles del usuario del sistema financiero y que los bancos empiecen a ofrecer productos especialmente diseñados para el medio y para el cliente.



Que el banco que no tenga presencia en internet, pierda un elemento de competencia,

aunque tenerla tampoco será garantía de cautivar más clientes.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.