El año de la bolsa

| 8/9/2002 12:00:00 AM

El año de la bolsa

A pesar de los avances, aún hay mucho camino por recorrer.

El primer año de operaciones de la Bolsa de Valores de Colombia, BVC, tiene resultados mixtos. Si bien las acciones, a pesar de la corrección de julio, han sido la inversión más rentable en el último año, el monto transado en el mercado accionario se redujo mucho debido a las difíciles condiciones del entorno interno y externo.



A pesar de esto, la unificación y crecimiento del mercado de renta fija, soportado por la creación del Mercado Electrónico Colombiano, MEC, la consolidación de la Bolsa desde el punto de vista empresarial y la democratización de ISA, que colocó el 25% de su capital entre 93.000 nuevos accionistas, son grandes logros para el mercado de valores. Además, entidades como la ETB ya tienen la firme intención de emprender un proceso similar al de ISA.



Primer año



El IGBC, índice general de acciones de la bolsa de valores de Colombia, que empezó a operar el 3 de julio de 2001 con un valor base de 1.000 puntos, cerró el pasado 31 de julio en 1.187 puntos, una variación de 19%. No obstante, para Corfivalle, la reducción de más del 50,2% en los volúmenes transados a junio, por la continua salida de los fondos de inversión extranjera, hace que los resultados de la integración sean limitados, a pesar de la rentabilidad del IGBC.



Además, la disminución de nuevos emisores y títulos en el mercado, junto con la baja profundidad del mercado accionario (el volumen transado como porcentaje del PIB solo alcanza el 0,74%), deja claro que aún faltan medidas que complementen los esfuerzos que comenzaron con la unificación de las bolsas del país.



No obstante, para la mayoría de los actores del mercado, la integración era una necesidad y el hecho de que el mercado accionario aún sea poco profundo no depende exclusivamente de la Bolsa, sino que es producto del entorno macroeconómico.



El hecho de que cerca del 80% de las transacciones de la Bolsa sean títulos de deuda pública interna se debe a las altas necesidades de financiación del gobierno. Y la salida de inversionistas extranjeros, que pasaron de tener cerca de US$1.300 millones en 1998 a menos de US$300 millones hoy, se debe al deterioro de la percepción de riesgo del país. Además, esta es una situación de toda la región.



Los logros



Para muchos actores, el principal logro es que Colombia cuenta hoy con una infraestructura para soportar el crecimiento del mercado.



La creación del Mercado Electrónico Colombiano, MEC, en noviembre de 2002, administrado e impulsado por la BVC, logró la centralización del mercado minorista de renta fija y la apertura a todos los actores profesionales del mercado de valores, que hoy suman más de 150 usuarios, cuando los únicos participantes eran las sociedades comisionistas. Con esto, se presentó un crecimiento importante del promedio diario transado, que pasó de $1,6 billones antes de la integración a $4,4 billones en junio de este año.



Por otra parte, la Bolsa como entidad se ha consolidado financieramente. Incluso se estudian las condiciones y el momento adecuado para que la acción de la Bolsa esté inscrita en la propia Bolsa.



El futuro



Para Augusto Acosta, presidente de la BVC, si bien estos logros no son atribuibles directamente al proceso de integración, este sí ha contribuido a que se den más fácilmente. Además, consciente de la poca profundidad del mercado accionario, viene desarrollando un programa de fortalecimiento del mercado de capitales. El BID aprobó en abril del 2002 una cooperación técnica no reembolsable por US$1 millón, el 50% del costo del proyecto.



El programa está basado en el diseño de un nuevo sistema de información, similar al que disponen las bolsas más desarrolladas, para mejorar la obtención, procesamiento y divulgación de la información en todos los frentes. Para esto se construirá en los próximos ocho meses un sistema de bodegaje de la información (datawarehouse). Además, busca impulsar el establecimiento de buenas prácticas de gobierno corporativo para darles confianza a los inversionistas. Para esto, se tiene una alianza estratégica con Asofondos y Confecámaras.



Dentro del mismo programa, se está trabajando para tener en los próximos 18 meses una completa evaluación de cómo constituir una cámara de compensación que sea riesgo central de contraparte del mercado para garantizar el cumplimiento de todas las operaciones que se celebran en los mercados y en el desarrollo del mercado de derivados para tener a largo plazo una bolsa de futuros y opciones en Colombia.



Es claro que la integración de las bolsas era un paso necesario, mas no suficiente para el desarrollo del mercado de valores. Y que, a pesar de los grandes avances del último año, el camino por recorrer será largo. Se están sentando las bases y hay apoyo financiero. Pero se requerirá una concertación con todos los actores del mercado como emisores, inversionistas, intermediarios y autoridades para impulsar y revivir la ley del mercado de capitales que se hundió durante el gobierno anterior. El desarrollo del mercado de valores debe ser un objetivo no solo de la Bolsa, sino del país.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.