| 3/22/2010 7:00:00 AM

Corredores de bolsa cambian de estrategia

Ante la baja rentabilidad de las alternativas tradicionales, los corredores de bolsa diversificarán sus ingresos.

Luego del excepcional 2009 que tuvieron las firmas comisionistas de bolsa, gracias al buen comportamiento de los mercados locales, los corredores saben que tienen que ser más creativos para generar utilidades en 2010. Ante el menor dinamismo esperado en los mercados de acciones, deberán intensificar su actividad en productos y segmentos diferentes a los tradicionales para seguir obteniendo ganancias.

Y es que las cifras del año pasado son difíciles de igualar. El sector aumentó en 243% sus utilidades frente a 2008, al ganar poco más de $132.000 millones. La gran valorización del mercado accionario, la volatilidad de la tasa de cambio, el récord de emisiones de deuda privada y el repunte de los TES favorecieron las ganancias de las inversiones, tanto de clientes como de las realizadas por las entidades con su propio capital (posición propia). Estas últimas respondieron por alrededor de 40% de los resultados del sector. "El año pasado, todos los productos y mercados se movieron muy bien (excepto divisas)", dice Diego Jiménez, presidente de Correval, entidad que obtuvo las mayores utilidades del sector con $26.700 millones.

Pero en 2010, que arrancó con una caída de las utilidades de 120% en enero, será mucho más difícil generar utilidades ante las bajas tasas de interés y la menor valorización que tendrán las acciones. Por esto, es muy probable que se intensifiquen los lanzamientos de nuevas y más novedosas carteras colectivas y fondos de capital privado que inviertan en empresas, inmuebles e infraestructura, así como la administración de portafolios de terceros que generan ingresos recurrentes y estables. Además, las diferentes entidades consultadas tienen planes para seguir fomentando la masificación de los mercados bursátiles, mediante la ampliación de sus redes de distribución y el e-trading.

Por su parte, la colocación de bonos de deuda privada va a continuar y se espera llegue a cerca de $11 billones "ante los buenos plazos y tasas que se están logrando en este mercado", afirma Mauricio Botero, presidente de Corredores Asociados, quien espera un fortalecimiento de las actividades de banca de inversión con las asesorías en emisiones de bonos y acciones, fusiones y adquisiciones e infraestructura, y enlistamiento de entidades del exterior. También centrarán sus esfuerzos en desarrollar los productos de derivados y futuros.

Por todo esto, si bien los comisionistas ven que en 2010 será más duro hacer ganancias, consideran que es un año retador y de consolidación, donde se están sentando las bases de lo que será el futuro del sector. "Se han dado pasos importantes, pero lo que debe venir para el mercado es mucho más grande" afirma Emilio Echavarría, presidente de Valores Bancolombia, para quien los multifondos y la integración con los mercados de Chile y Perú traerá cada vez más oportunidades.

Más tendencias

Pero el cambio de estrategia no es lo único que se anticipa para este año. Si bien no al mismo ritmo de los últimos dos años, cuando el Grupo Aval unificó la operación de cuatro de sus firmas y Proyectar absorbió Crear Valores y Ges Valores, entre otros movimientos, los empresarios del sector esperan que continúe la consolidación del sector con fusiones y/o alianzas. "Podrían presentarse entre dos y tres fusiones más durante los próximos meses, quedando el sector con un poco más de 20 entidades", afirma un experto.

Tampoco descartan la llegada de nuevas firmas extranjeras comprando algunos de estos puestos o de firmas como Merrill Lynch llegando a competir en derivados. Además, es claro que la integración con las bolsas de Chile y Perú, las firmas están buscando una mayor internacionalización. El más agresivo en este aspecto ha sido InterBolsa, que espera consolidar en 2010 la presencia internacional que obtuvo con el ingreso al mercado brasileño mediante Finabank (InterBolsa Brasil) y en Estados Unidos, con InterBolsa Securities.

Sin embargo, el mayor reto será la consolidación de nuevos mercados y la masificación de los productos en el país. "Este año no será de crecimiento sino de consolidación. Vamos a profundizar los productos que ya tenemos, junto con los derivados, con una labor comercial muy agresiva en todo el país. Para esto hemos hecho un proceso de segmentación de clientes, pues no todos son para los mismos canales y productos", afirma Botero, de Corredores Asociados, una de las firmas más tradicionales del país

Por su parte, en el proceso de masificación, las entidades que pertenecen a un grupo financiero están buscando usar la red del grupo para llegar a nuevos sitios y clientes. "Estamos consolidando equipos comerciales especializados por producto para, por ejemplo, ofrecer asesoría en productos bursátiles en la red de oficinas del grupo", afirma Echavarría, de Valores Bancolombia, entidad que se encargará dentro del Grupo Bancolombia de la banca privada.

Casa de Bolsa, la comisionista del Grupo Aval, tiene la misma idea. "Dado que buscamos ser líderes, duplicaremos la fuerza comercial propia, ampliaremos nuestro portafolio y sobre todo le sacaremos provecho a la red del Grupo", afirma Gabriel Rosas, su presidente.

Las entidades no bancarizadas también están consolidando sus redes y llegando a nuevos mercados y clientes. Un ejemplo de esto es Acciones y Valores, que estableció una red de 120 oficinas a nivel nacional ligadas al negocio de las remesas con Western Union y que comenzó a ofrecer carteras colectivas desde $50.000. "Muchas personas han recibido sus giros y remesas pero no saben que pueden ahorrar e invertir a través nuestro", afirma Rafael Aparicio, presidente de la entidad.

El otro canal que la mayoría de entidades está fortaleciendo es internet. Firmas como Corredores Asociados, Casa de Bolsa, Valores Bancolombia y Acciones y Valores lanzarán sus plataformas de negociación durante este primer trimestre, uniéndose a Correval e Interbolsa, pioneras en este tema. De hecho, las transacciones por internet (e-trading) ya responden por alrededor de 5% de las transacciones del mercado accionario, según la Bolsa de Valores.

A pesar de los grandes avances que han tenido las firmas comisionistas en los últimos años, es claro que el mercado aún es muy pequeño y que hay un gran camino por recorrer. El gran reto es seguir incorporando nuevos productos, clientes y emisores al mercado de valores, y así brindar alternativas novedosas de inversión para diversificar los portafolios, al tiempo que se canalizan recursos hacia el sector productivo del país.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?