| 9/12/2008 12:00:00 AM

Franquicias. No todo lo que brilla es oro

Franquicias. No todo lo que brilla es oro

 El boom de las franquicias internacionales ha quebrado a más de uno en Colombia. Muchos inversionistas locales pensaron que con solo obtener la licencia de una marca prestigiosa tenían el éxito asegurado. Sin embargo, más de uno se estrelló en el intento.


Wendys, Imaginarium, Shervim Williams y Burger King, entre otras, se rajaron y tuvieron que irse del país. Y Mc Donalds, Kentucky Fried Chicken, Subway y Cheeky Baby & Kids han sufrido tropiezos para desarrollar con éxito planes de expansión y penetración en el mercado nacional. Según Jorge Andrés Orozco, presidente Expansión de Negocios y Masfranquicias, las frustradas aspiraciones de muchos colombianos de convertirse en pequeños empresarios dejaron varias lecciones.

 

Una de las más importantes es que se demostró que las marcas colombianas son muy fuertes y que la mayoría de las franquicias exitosas son nacionales (el 67%), lo que permitió que muchos le dieran un nuevo rumbo a sus inversiones. Y que  el posicionamiento de un concepto de negocio famoso en el exterior, no es sinónimo de éxito en Colombia, donde a su juicio se requiere de ideas ingeniosas para llegar al consumidor colombiano, que no traga entero y que pese a que le agrada el snob, su prioridad son sus finanzas personales y sus gustos. “Hay que ser realistas, objetivos, fríos y calculadores a la hora de tomar una decisión. Dejar de lado las pasiones y pensar que las cifras son lo más importante a la hora de hacer negocios”, advierte Orozco.

Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.