| 4/27/1998 12:00:00 AM

El máximo provecho

El máximo provecho
Antes de iniciar un curso, prepárese bien. Lea, tome notas y tenga listas la preguntas. El tiempo es corto. Así, para asistir a un seminario de Philip Kottler es recomendable leer antes alguna de sus obras.

Entérese de quiénes serán sus compañeros, pues además de aprender podrá hacer relaciones que le servirán en el futuro.

Es recomendable tomar apuntes. La idea de que llevar notas es sólo de intelectuales o secretarias puede convertirse en un error estratégico. En un curso se recibe un conocimiento rápido que a veces no alcanza a ser asimilado por completo. Recurra a esos apuntes cuando se le presente la ocasión y transfórmelos en una herramienta de trabajo.

No le dé miedo quejarse cuando la calidad de los maestros no es la adecuada y sólo lo descubre pocas horas antes de terminar.

Mantenga siempre los contactos con las personas que conoció en esos seminarios y cursos o en la especialización.

Los cursos de educación continuada abren la oportunidad de encontrar grupos de estudio o trabajo, o de formarlos.

Nunca deje de estudiar. La asistencia continua a programas de actualización refresca la mente y la aleja de la actividad rutinaria. Como mínimo planee asistir a dos seminarios al año.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.