| 12/12/2003 12:00:00 AM

Desafíos gerenciales de la tecnología de la información

Desafíos gerenciales de la tecnología de la información
En un mundo empresarial en constante desarrollo, las tecnologías de la información (TI) influyen en las empresas desde distintos ángulos. En este contexto, dos retos son decisivos en la gestión de un gerente. Primero, debe convertirse en un líder que plantee estrategias tecnológicas y de capacitación de su gente, al tiempo que moderniza sus empresas. Segundo, los gerentes deben ser usuarios masivos de tecnologías de información que les faciliten su trabajo.

¿Cómo influye la TI en las labores de un ejecutivo? Las actividades de un ejecutivo se pueden resumir en cuatro funciones:



Se comunica. Gran parte de la labor de un ejecutivo es saber comunicarse. En la actualidad hace presentaciones a clientes, empleados o a una junta directiva, escribe correos electrónicos o también puede realizar videoconferencias. La tecnología le ha permitido estar accesible todo el tiempo vía celular, lo que ha reconfigurado la forma de hacer negocios.



Hace cálculos. En la toma de decisiones del día a día un ejecutivo debe realizar cálculos constantemente. En el pasado, esta actividad se redefinió con la calculadora y luego de manera contundente con la hoja de cálculo. Hoy los Pocket PC y los portátiles permiten incorporar los programas requeridos para cualquier actividad.



Busca información. Como nunca antes, los ejecutivos deben desarrollar habilidades para buscar información. Antes de internet esta actividad era totalmente irrelevante y se realizaba en el mundo de lo físico. Ahora, con la gran rapidez con que crecen y se multiplican las bases de datos, poder llegar a información relevante en poco tiempo se convierte en una variable crucial cuando se requiere la toma de decisiones.



Administra el tiempo. Administrar el tiempo es una actividad transversal a las tres anteriores. El éxito o el fracaso en el mundo de los negocios depende en gran medida de cómo se utilice el tiempo, el recurso más escaso. La tecnología se puede convertir en la herramienta más valiosa o en un gran enemigo. Las agendas digitales son grandes facilitadoras.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.