| 9/12/2008 12:00:00 AM

Anicom. Matemática de la imaginación

Los animatrónicos y atracciones para parques de diversiones son un negocio promisorio.

Anicom. Matemática de la imaginación


 La creatividad, la imaginación y la fantasía sí pueden hacerse realidad mediante el uso de la tecnología. Y esto lo han comprobado en los últimos tres años Manuel Osorio, un ingeniero mecánico con maestría en matemáticas aplicadas, y la administradora de negocios Alina Restrepo, quienes unieron su talento para crear una compañía que produce ‘animatrónicos’ -muñecos animados mediante un mecanismo electrónico controlado por un algoritmo matemático- y atracciones mecánicas para parques de diversiones.

La constitución formal de la compañía se dio en 2005, luego de ganar el premio Ventures de ese año, y a partir de 2006 su desarrollo ha sido aritmético: de ventas por $ 100 millones en ese año, pasaron al doble en 2007 y para este año esperan llegar a los $1.000 millones.

Alina Restrepo explica que la perseverancia y el interés por desarrollar su propia compañía, en lo que los inspiró el profesor Jorge Mesa, les ha permitido consolidar una empresa que hoy genera ocho empleos directos y atiende empresas como Noel, Familia, Gómez Chica, Alquería, Laboratorios Quifarma, Kanú, el Jardín Botánico de Medellín y Divercity.

El sueño por cumplir que tienen estos emprendedores es desarrollar un parque al estilo Disney “y estamos buscando socios capitalistas para arrancar”, explica Alina Restrepo, quien ve a su compañía en los próximos años posicionada en Bogotá, Medellín, Cali y el Eje Cafetero, y desarrollando macroproyectos con grandes atracciones y parques
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.