Posición neutra frente a colombia

| 4/19/2002 12:00:00 AM

Posición neutra frente a colombia

Dinero habló con Thomas J. Trebat, director de mercados emergentes y América Latina de SalomonSmithBarney.

¿Cuál es su perspectiva sobre la economía de Estados Unidos?



Soy optimista con respecto a la economía estadounidense. Nuestras más recientes proyecciones lo demuestran. Nuestra estimación del crecimiento de Estados Unidos ha pasado de casi el 1% a cerca de 2,9%. La demanda del consumidor ha crecido un 4%. Los datos de productividad demuestran que en medio de un fuerte período recesivo, la productividad ha crecido de manera impresionante.



¿Existe el riesgo de una nueva caída en la economía, lo que los analistas llaman un double dip?



No creemos que la economía vuelva a caer, pues los indicadores demuestran lo contrario. La productividad y el comportamiento del consumidor, por ejemplo, son positivos. La flexibilidad de la política monetaria y fiscal de Estados Unidos nos da confianza respecto a la evolución de la economía de ese país. El impulso fiscal, que requirió el recorte de impuestos y el aumento de los gastos en defensa, no puso en riesgo el equilibrio fiscal del país.



¿Los consumidores entraron nuevamente en un momento de euforia?



No tanto como euforia, pero la gente muestra menos angustia, los consumidores se sienten más tranquilos. La economía se mueve. El tráfico aéreo, por ejemplo, ya se ha recuperado. Hay más impulso hacia nuevas emisiones de acciones y bonos, pese a que el sector financiero enfrenta ciertos problemas.



¿El mejor comportamiento de Europa es liderado por Estados Unidos?



Sí. Hay una estrecha correlación entre lo que sucede en Estados Unidos y lo que sucede en la zona del euro. Ahora se está viendo que las empresas están proyectando unas mayores ganancias tanto en Europa como en Estados Unidos. Vemos a Europa con su dinámica propia y recuperándose con un pequeño rezago. El aumento de la confianza del consumidor ha sido fundamental para el aumento de los ingresos y la estabilidad del empleo.



¿Cuáles son sus perspectivas respecto a otros países?



En Japón, los indicadores muestran una situación difícil. No hay razones para creer que su economía vaya a repuntar. Hay un gran riesgo de un problema fiscal muy serio. En los mercados emergentes, los spreads se han disminuido bastante porque hay mayor confianza en su desempeño.



¿Cómo ven los bonos soberanos de América Latina?



Los bonos de Brasil y Ecuador han tenido importantes alzas en sus precios, por lo cual mantenemos una posición neutral respecto a ellos. El sabor del momento dentro de los inversionistas fue Venezuela, en buena medida por la escasez de otros papeles, pero ahora hay que esperar a que se aclare la situación política. En Argentina no es hora de comprar, pues la capacidad fiscal del Estado está en una fase de empeoramiento. El momento para comprar bonos de Argentina será cuando sepamos el costo total de la crisis. Solo entonces se sabrá quién está adelante de uno en la cola de quienes esperan que se les pague la deuda.



En el caso de Panamá creemos que, por sus problemas fiscales, lo mejor es vender, mientras recomendamos comprar bonos de países como Perú. Mantenemos una posición neutra frente a México y Colombia.



¿Por qué una posición neutra para Colombia?



El año pasado, nuestra posición era de comprar, pues el comportamiento de la economía colombiana, si bien no era bueno, era relativamente mejor que el de otros países de Latinoamérica: mantenía buenas relaciones con el Fondo Monetario Internacional y el proceso de paz estaba andando. Sin embargo, a partir del 20 de enero de este año decidimos que era mejor disminuir nuestra posición en papeles colombianos, asegurar las ganancias que ya habíamos obtenido y esperar a que fuera más claro el futuro del país luego del rompimiento del proceso de paz, las elecciones, el curso de la economía y las reformas fiscales.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.