Cabos atados

| 6/28/2002 12:00:00 AM

Cabos atados

La logística puede marcar la diferencia entre llegar exitosamente a un mercado global o ser rechazado.

Peter F. Drucker, en su libro Los desafíos de la gerencia para el siglo XXI, evidencia las estrechas diferenciaciones en valor agregado que hay entre empresas del mismo sector. La tecnología y la revolución de la información difícilmente dejan espacio para que la diferenciación basada en producción sea palpada por el consumidor final, para quien sí cobra valor la oportunidad: el producto correcto, en el lugar correcto, en el momento correcto, con la calidad requerida, al precio adecuado, al cliente correcto. En esta diferenciación, la logística juega un papel preponderante.



Esta herramienta, que hasta hace pocos años se había considerado en Colombia como un proceso técnico, de bajo perfil y con gente inexperta en su administración, empieza a convertirse en el gran factor de competitividad cuando las empresas se enfrentan a mercados internacionales. Un estudio de caracterización de la logística en el país, realizado por el Sena a finales de 1998, muestra cómo, desde finales de la década pasada, más del 85% de los empresarios colombianos veía la necesidad de hacer un cambio radical en la gestión logística de las empresas para afrontar las exigencias del nuevo milenio.



En un país como el nuestro, en el que los empresarios están tratando de sobrellevar la crisis volcándose a las exportaciones, un adecuado sistema logístico es indispensable. Sobre todo, si se tiene en cuenta que representa más de la mitad de la competitividad del producto colombiano en el exterior y que refleja más del 30 ó 40% de la rentabilidad de la venta, según explica Gabriel Hernández, gerente de DHL Colombia.



A pesar del peso que la logística tiene en la competitividad de las empresas y del impulso que ha tomado en el país, los empresarios colombianos todavía no parecen haberse apropiado del tema. Eso, al menos, se desprende de la más reciente encuesta sobre logística realizada por Proexport en el 2001, en la cual cerca del 60% de los 126 empresarios colombianos del comercio exterior entrevistados aseguró desconocer la incidencia de los costos logísticos en los procesos de importación o exportación.



Este desconocimiento es aún más preocupante si se considera que un adecuado manejo de la cadena logística puede ser la puerta de entrada o de salida en el gran mercado de la "Aldea Global". Y es que en un mundo atestado de oferentes con alto valor agregado y bajos precios, un exportador no tiene una segunda oportunidad. Un ejemplo de esto son las grandes cadenas estadounidenses. JCPenney maneja más de 700.000 proveedores, lo que indica que en su agenda no está volver a hacerle una cita ni mucho menos un pedido a una empresa que ha incumplido cualquiera de sus exigencias o especificaciones.



El abc de la logística internacional



En el proceso de comercialización internacional, la optimización de la cadena logística del producto se refleja en la rentabilidad de la exportación. Esta cadena, compuesta de tantos eslabones como procesos se identifiquen en la satisfacción de una necesidad, tiene como inicio y fin al cliente, seguido por el manejo de inventarios, suministros, distribución, transporte y almacenamiento. "No hay que olvidar que en una operación internacional el flujo en la cadena física logística es tan importante como el flujo de la información en cada uno de los procesos que la componen", comenta Darío Díez, gerente de DistriExpress.



Es así como la demanda (el cliente) jala todo, afirma Nelson Mariño, socio consultor de Decisiones Logísticas Ltda. No tendría mucho sentido hablar de la creación e implantación de un sistema logístico, si no se ha determinado la demanda real. Es imprescindible conocer las especificaciones de esa demanda (tipo, tamaños, empaques, referencias), volúmenes que requieren, estacionalidades que maneja, comportamiento actitudinal y tiempo en que necesita el producto para tener una adecuada planeación logística.



Un caso interesante de reacción a una demanda es el de los exportadores salvadoreños de camisetas hacia Estados Unidos. El conocimiento de una demanda establecida por estaciones les permitió determinar ciclos de producción interna de los diferentes integrantes de la cadena para atender las distintas estaciones. La caracterización de esta demanda forzó a la industria a alcanzar grandes eficiencias en producción. Prueba de ello es que con tan solo cinco semanas de anticipación los compradores estadounidenses pueden comunicar los colores definitivos de cada temporada y así completar el pedido (que es de millones de unidades). Un error en la cadena logística en un tiempo tan corto de entrega podría acarrear grandes pérdidas para los exportadores salvadoreños. Por lo general, en el mercado estadounidense, las multas por entregas a destiempo equivalen al pronóstico de ventas diarias que de ese producto la cadena deje de hacer.



Por su parte, el manejo de inventarios es la diferencia entre volver rentable y eficiente una exportación o caer en la falta de competitividad internacional. Si se está buscando eficiencia en costos y valor agregado, las grandes bodegas y los altos niveles de inventarios son cosa del pasado. "Y es que cuando se habla de inventario como un activo fijo de la empresa y no como una carga, la relevancia dentro de los Estados Financieros cobra sobre estos toda la atención", comenta Darío Díez, gerente de DistriExpress.



Inclusive en países donde se han construido cadenas logísticas muy eficientes, todavía se pueden hacer grandes ahorros. Por ejemplo, "el inventario total en la cadena de suministros en Estados Unidos durante el 2001 alcanzó US$400.000 millones, cifra que si se logra reducir en un 10% alcanzaría a pagar el costo de la administración del Gobierno Federal durante un año", sostiene Díez.



Por esta razón, no es de extrañar que la mayoría de personas consultadas coincidan en que un exportador que no tiene conocimientos de costos ABC (Activity Based Costing o Costeo basado en actividades) no pueda hablar de una adecuada cadena de logística, como afirma Luis Horacio Lazarte, gerente general de Express Cargo Line. La rentabilidad del negocio internacional depende en gran medida de que un adecuado sistema de costeo permita transmitir al comprador un precio que incluya el costo de cada proceso o actividad de la cadena logística: desde la producción en el lugar determinado, hasta su traslado, aseguramiento, operación y entregas respectivas. En muchas ocasiones, los exportadores colombianos carecen de sistemas de costeo adecuados y obvian costos tan importantes en comercio internacional como los seguros a puertos, las certificaciones de mercancías, los empaques adecuados y el manejo por un operador logístico reconocido.



Por último, la información se constituye en la clave de un sistema logístico adecuado. Las nuevas tecnologías apuntan a que todos los miembros de la cadena tengan información en tiempo real sobre qué paso del proceso se está atravesando y cuál es su estado. Se habla de una liberalización de la información y un compromiso de cada eslabón de la cadena en reportar su estado con la mayor transparencia y en el tiempo oportuno, todo esto con el ánimo de poder reaccionar oportunamente a imprevistos y lograr la satisfacción y rentabilidad del cliente final.



La confiabilidad de la cadena logística toma cada vez más importancia. Hoy es la llave de acceso a los saturados mercados internacionales, que no aceptan excusas ni dan una segunda cita de negocios. Por esto, la logística dejó de ser un privilegio de los grandes. Es necesario establecer un conocimiento real de la demanda y de la rentabilidad de ese mercado para determinar una cadena logística acertada, que por un lado busque los niveles de servicio establecidos por la empresa y que por otro se refleje positivamente en el P&G de la compañía.



Si las empresas colombianas desean entrar con éxito a los mercados internacionales, deben tomar conciencia de la importancia de la logística en el proceso.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.