| 3/20/2009 12:00:00 AM

Aquí está la plata

A pesar de la crisis financiera internacional, los fondos administrados por terceros han tenido en general un buen desempeño.

Durante el primer mes de este año, los fondos de pensiones obligatorios presentaron rendimientos de $2,12 billones, lo cual significa una rentabilidad mensual del 3,62%, ligeramente inferior a la obtenida durante todo 2008 cuando el sistema rindió un 4,6%, y se convirtió en el único sistema pensional de la región cuyas rentabilidades terminaron en negro.

Si bien esto es una buena noticia y certifica la gestión conservadora de las Administradoras, hay que recordar que no es correcto evaluar el desempeño de los fondos con base en los cambios mensuales del portafolio, pues estas ganancias son meramente contables y responden a valorizaciones a precios de mercado. Además, no son ganancias o pérdidas definitivas pues pueden devolverse en cualquier momento. El año pasado, por ejemplo, se registraron rentabilidades mensuales negativas durante meses como enero (-3,77%), junio (-2,28%), septiembre (-1,01%) y octubre (-5,5%) que trajeron desvalorizaciones importantes del portafolio.

Esta volatilidad del mercado muestra la necesidad de evaluar la inversión en un contexto de largo plazo. Según Asofondos, la rentabilidad histórica de los fondos obligatorios, que comprende los últimos 11 años, ha sido del 15% anual nominal, lo que ha permitido duplicar los aportes de los afiliados ($28,9 billones desde febrero de 1998) al haber abonado $29,9 billones de rendimientos a las cuentas individuales. El valor de los fondos obligatorios a enero está alrededor de $60,8 billones. Por su parte, el recaudo de los fondos de cesantías fue de $2,05 billones, un 11,25% más que la jornada del año anterior.

La incertidumbre sobre la duración de la crisis internacional y sus efectos sobre el país hará de 2009 un año muy difícil, pues los mercados financieros serán extremadamente volátiles. La estrategia de las administradoras seguirá siendo conservadora y muy similar a la del año anterior, al disminuir la exposición a la renta variable internacional y refugiarse en títulos de renta fija local como deuda del Gobierno.

Para lograr una mayor diversificación de los portafolios y que estos vehículos de inversión colectiva se puedan dedicar, por ejemplo, a financiar la infraestructura que requiere el país para desarrollarse, urgen proyectos bien estructurados y algunos avances normativos.

Los recursos están. Los fondos administrados suman alrededor de los $200 billones, según cifras de la Superintendencia Financiera. De estos, alrededor de $121 billones son administrados por 25 sociedades fiduciarias en más de 9.000 negocios entre inversión, administración, etc. (ver gráfico) Por cierto, el rendimiento de las inversiones administradas por las fiduciarias alcanzó un 8,9% en 2008, un excelente resultado de sus portafolios administrados. Y las perspectivas para 2009, son según Federico Rengifo, presidente de Asofiduciarias, muy buenas por el carácter anticíclico de la fiducia.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?