| 7/10/2009 12:00:00 AM

Pago de aportes por días

Con el esquema 'por días' que arranca en agosto, los empleadores aportarán el 8,5% para salud, el costo total en riesgos profesionales y el 12% para ahorro programado.

Los empleadores ya no tienen excusa para omitir el pago de aportes al Sistema de Seguridad Social -salud, pensión y riesgos profesionales- de los empleados que contratan solo por unos días a la semana.

Si tienen una empleada de servicio, un jornalero o un mesero que solo labora algunos días a la semana -siempre que no supere los 20 en el mes-, y su ingreso es inferior al salario mínimo mensual, a finales de agosto podrán realizar el pago de aportes para garantizar la atención en salud, en riesgos profesionales y un ahorro programado de largo plazo de su empleado.

Con la definición de la nueva estructura que tendrá la Planilla Integral de Liquidación de Aportes (Pila) quedó listo, desde el pasado 26 de junio, el proceso de operación del sistema de pagos, que hasta el momento solo operaba para los empleadores que contrataban trabajadores por el mes completo y les pagaban el salario mínimo mensual legal vigente.

Carlos Jorge Rodríguez Restrepo, viceministro de Protección Social, asegura que la expedición del Decreto 1800 y las resoluciones 2020 y 2249, que lo reglamentan, constituyen un importante avance en el proceso de formalización de los trabajadores en el país.

Nadie sabe a ciencia cierta qué número de colombianos se beneficiará de este sistema. De acuerdo con cifras del Dane, unas 700.000 personas en el país están en el servicio doméstico y otras 500.000 son jornaleros, pero no hay cifras exactas sobre cuántas de ellas tienen aportes en el sistema de seguridad social.

La reglamentación expedida por el Ministerio de Protección estipula que la cotización de los trabajadores por días se hará con base en el salario que reciba la persona al mes. En el caso de la salud implicará para el empleador el pago de un aporte del 8,5%, si el trabajador decide afiliarse al régimen subsidiado, o al contributivo en carácter de beneficiario. También será el empleador el que haga el aporte del 12% para un ahorro programado de largo plazo que busca garantizarle un ingreso para la vejez, y quien pague el costo total de la afiliación al Sistema de Riesgos Profesionales.

En caso de que el trabajador prefiera ingresar a una entidad de salud del régimen contributivo, en calidad de aportante -no como beneficiario-, tendrá que aportar un 4% de su salario. El empleador seguirá pagando el 8,5%. Esta figura le permite que, cuando requiera una incapacidad, la entidad de salud asuma el pago de los días que deja de laborar.

En el caso del ahorro programado, el viceministro explica que ya avanza el estudio por parte de entidades que administran cesantías sobre cómo operará. No se trata de una pensión como tal, sino de un sistema que les permitirá a los trabajadores ahorrar para su vejez y muy probablemente obtener una ayuda por parte del Gobierno, equivalente al monto que haya ahorrado para cuando termine su vida laboral.

El espíritu de este nuevo sistema de aportes beneficiará a un amplio número de colombianos que hoy no cuenta con empleo permanente y que por esta vía podrá acceder a salud, riesgos profesionales y a un ahorro para su vejez.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?