Arranca Ventures2002

| 3/22/2002 12:00:00 AM

Arranca Ventures2002

Dinero, Portafolio, McKinsey y Fidubogotá, con el patrocinio de Microsoft, organizan por tercer año consecutivo la más importante competencia de planes de negocio.

Cuatro estudiantes, uno de ingeniería industrial en la Universidad de los Andes, una de derecho en la Javeriana y dos de administración de empresas en el CESA, decidieron asumir el riesgo de crear una empresa en junio de 1999. En un principio solo tenían claro que querían tener su propia compañía de internet y que cada uno tenía US$1.000 para este propósito.



Lo primero que se les ocurrió fue montar un portal que ofrecía un mercado internacional para productos y subproductos de las empresas colombianas, que se llamó "Colombia Exporta" (Colexpo), recuerda Carmen Luz Vélez, gerente comercial y fundadora. Comenzaron con 2 computadores conectados por teléfono en la habitación de uno de ellos. "Al principio, el reto era conseguir clientes para que aparecieran en la página y así poder pagar la cuenta del teléfono", cuenta Camila Naranjo, fundadora y gerente de operaciones. "Cuando uno está arrancando no tiene plata para nada y cualquier cosa es un problema enorme: hasta trasnochar trabajando era un problema, porque no podíamos pagar parqueadero y nos desvalijaban el carro mientras trabajábamos. La clave fue no desfallecer", concluye.



Pronto se dieron cuenta de que el mercado no estaba listo para un business to business (B2B) y que había un mayor potencial en asesorar a las empresas en la estrategia y el desarrollo de su presencia en internet. Al comienzo optaron por clientes pequeños que pudieran atender bien. Cuando consiguieron su primer cliente grande, tuvieron su primera decepción: después de 4 meses de arduo trabajo, que nunca les pagó, les canceló el contrato y se quedó con el desarrollo, porque ellos se habían visto forzados a trabajar en los servidores del cliente. Esto los llevó a salir de ese esquema de trabajo informal y en diciembre, seis meses después de haber montado la empresa, se instalaron en su actual sede en Bogotá, adquirieron los equipos y consiguieron esa independencia que buscaban.



Con el nuevo rumbo, y trabajando 7 días a la semana y más de 16 horas al día, los resultados se empezaron a ver: empresas como Publicaciones Semana y ANIF les confiaron algunos de sus desarrollos con resultados favorables. Ahí comenzó a rodar la bola de nieve.



En esa época, un periodista de El Tiempo, que estaba investigando sobre desarrolladores de internet, los visitó de incógnito haciéndose pasar por un cliente. Quedó muy bien impresionado y cuando la empresa que maneja las relaciones públicas de Cisco Systems le pidió una recomendación, no dudó en mencionar a Colexpo. "Cisco apareció en un momento en el que estábamos listos para asumir el reto", cuenta Andrés Naranjo, gerente general y fundador. Empezaron creando redaccionvirtual.com, una página dedicada a proporcionarles información de Cisco a periodistas latinoamericanos, y hoy le han desarrollado 9 proyectos diferentes incluyendo las páginas locales de 17 países de Latinoamérica.



Otros clientes importantes, como la ANDI, el CESA, Fedesarrollo, TetraPak, y Hoteles Estelar, han ido apareciendo en la medida en que se ha difundido el buen nombre de Colexpo. "Para Colexpo, no hay clientes pequeños o grandes; son clientes y a todos los atendemos con un alto estándar de calidad", comenta Alejandro Vélez, gerente de proyectos y fundador.



De eso dan fe sus clientes. "Nos ayudaron a entender y desarrollar nuestro sistema de manejo de información", afirma Alejandro Gaviria, subdirector de Fedesarrollo.



El mercado de Colexpo es muy competido, hoy operan por lo menos 50 compañías similares y cientos de individuos informales en Colombia. Lo que ha diferenciado a Colexpo es el fortalecimiento de tres ventajas competitivas: agilidad en el servicio, equilibrio entre diseño gráfico y desarrollo tecnológico, y la manera de trabajar haciendo equipo con el cliente para desarrollar el producto.



Hoy, la empresa se ha consolidado. En el último año aumentó su capacidad de producción más de 50% con la misma infraestructura, demostrando un rápido aprendizaje del negocio. Su nómina incluye 16 personas y sus ventas no cesan de crecer a un ritmo impresionante. Pero lo más admirable de esta joven empresa es que lo ha hecho todo sin necesidad de financiación externa. Nunca se han endeudado ni han tenido que invertir nuevamente y todo el crecimiento ha sido financiado con la operación. Esos US$4.000 iniciales se han multiplicado muchas veces sin haber arriesgado la propiedad o el control de la compañía, demostrando que la falta de financiación en las etapas tempranas no es un impedimento para crear empresa.



En diciembre de 2001 se inició un acercamiento con Nauro Inc., una empresa estadounidense que se dedica al mismo negocio, con miras a una fusión de ambas compañías. Los detalles de esta negociación no han sido revelados, pero --de darse-- representaría un paso enorme en dos de los aspectos que Colexpo está desarrollando actualmente: la exportación de servicios y el desarrollo de alianzas estratégicas con grandes integradores de sistemas para soluciones web.



Para el futuro, los fundadores tienen grandes aspiraciones: crear un grupo de empresas en diversos sectores económicos que les permitan un crecimiento con riesgo diversificado. Por lo pronto, la segunda empresa, que estará en el sector textil, ya está en las primeras etapas de gestación y debería comenzar operaciones este año.
Publicidad

¿Tienes algo que decir? Comenta

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.