| 5/1/1994 12:00:00 AM

Haciendo dinero

EN ESTA edición DINERO cumple su primer aniversario. Hemos recibido toda clase de críticas, la mayoría constructivas.

Las que no hemos tomado en cuenta son las de los economistas anclados en la escuela del ladrillo. Según esta escuela: 1) todo artículo debe ser largo, así la conclusión final sea una frase (diciendo algo completamente obvio); 2) el idioma debe ser incomprensible para las personas que viven en este planeta da inteligencia consiste en expresar las ideas propias de manera tal que ni uno mismo se entienda); y 3) la economía y el mundo real de los negocios son dos cosas completamente distintas (no es "académico" analizar el mundo de los negocios).

Una crítica, que tomamos por elogio, es que nuestra revista es de corte neoliberal. Efectivamente, somos neoliberales y no sólo eso: somos dictatoriales en el caso de los artículos de opinión. Si llega una colaboración de un columnista que no es de nuestra línea, sentimos una tentación irresistible de colgarlo.

No estamos interesados en posiciones heterodoxas, ni en consultar diferentes puntos de vista para al final concluir con un artículo "ni fu ni fa". Detestamos los publirreportajes y no le creemos al gobierno, a menos que demuestre lo contrario.

Reconocemos que le hemos caído con demasiada frecuencia a Rudy, pero es inevitable hacerlo en el tema económico. Además Rudy tiene la cualidad de 'ser muy caricaturigénico, cosa que no resisten Guerreros ni Timoteo.

Pero lo más importante ha sido el contacto con el sector privado, con los verdaderos empresarios. Algunos de ellos son reacios a publicar su foto en DINERO, no obstante que garantizamos la calidad en color, diseño y pose. Seguiremos siendo obstinados al respecto por considerar que los empresarios son el corazón del país y no los políticos, ni los burócratas, ni los narcotraficantes, ni la guerrilla, ni la economía en abstracto. Lo que mueve al país es el sector privado colombiano, que ha demostrado con creces su fuerza y su pujanza.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?