| 6/10/2015 7:00:00 PM

¿Facilidad para hacer negocios?

Uno de esos procedimientos absurdos que se les generó a los extranjeros que invierten en Colombia fue la obligación relacionada con la presentación de la declaración del impuesto a la riqueza, pese a que era claro que estaban exentos de pagar este tributo. Es decir, deben cumplir con un requisito meramente formal que no tiene efecto alguno en el recaudo. Este trámite hizo necesario incurrir en una serie de costos operativos que pasan por la expedición del RUT y conseguir a alguien que firme en Colombia. Para tratar de solucionar el problema, la Dian le presentó hace unos meses al Minhacienda un proyecto de Decreto que buscaba exceptuar de este procedimiento a dichos inversionistas. Sin embargo, la norma nunca salió.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?