| 6/10/2015 7:00:00 PM

¿Usted no sabe quién soy yo?

La frase que titula este especial ha hecho fama en Colombia en el último año. Ilustra una de las facetas más desagradables del arribismo de aquellos que creen que tienen el mundo ganado. Sin embargo, desde la revista quisimos aplicarla a un grupo de empresas que han mantenido un bajo perfil en el mundo empresarial colombiano.

La frase que titula este especial puede tener una connotación favorable. Desde la revista quisimos utilizar positivamente esta frase, aplicándola a un grupo de empresas que han mantenido un bajo perfil en el mundo empresarial colombiano, pero que realmente sorprenden por sus resultados y que se han ganado a puro pulso un lugar destacado en sus sectores. Cuentan con una buena cantidad de éxitos que han cosechado en las últimas décadas, conquistando mercados, no solo en Colombia sino también en el exterior, y todo sin mayores aspavientos.

Nombres como Premex, Movilred, Lamitech, Proquinal, Tecnoglass o Jamar parecen no decirle nada a nadie. Pero todas ellas han superado de lejos la frontera de los $100.000 millones en ingresos al año con dos particularidades: crecimientos significativos en los últimos años y un papel protagónico en cada una de sus regiones. Además de estar en diferentes sectores, tienen metas ambiciosas que esperan completar en la próxima década y que en muchos casos las proyectarán, gracias a su relevancia y comportamiento en nuevos escenarios, como eventuales salidas a la bolsa de valores o con socios estratégicos que potencien su crecimiento futuro.

Ellas, a pesar de todas las vicisitudes, son ejemplo de que Colombia ha logrado construir un tejido empresarial sólido, y con resiliencia.

¿Cuáles han sido las claves del éxito? Son varias: incursionar en sectores y mercados con potencial, no tenerle miedo a internacionalizarse y competir mano a mano con gigantes mundiales. 

Sin lugar a dudas, estos casos son prueba de que el empresario colombiano tiene talante. Esperamos que nuestros lectores, tras el repaso de estos casos, pueda responder tranquilamente cuando alguien de estas compañías le pregunte: ¿usted no sabe quién soy yo?

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?