| 2/20/2015 10:00:00 AM

Las obras que quiere hacer Vargas

Así será el ambicioso plan maestro de transporte que estructura el Gobierno y lidera el vicepresidente Germán Vargas Lleras.

No solo es un listado de obras y cifras. El Plan Maestro de Transporte Intermodal (PMTI) que alista el gobierno nacional por estos días definirá los cambios regulatorios y los mecanismos para financiar la infraestructura que usará Colombia en el siglo XXI.

En el documento preliminar –que ya circula en algunos gremios y entidades del Gobierno– se discrimina un largo listado de proyectos de infraestructura, clasificados por sector y entidad. En cifras gruesas, el primer boceto del PMTI compromete recursos de inversión por $178 billones en la próxima década.

“Esa cifra podrá ir aumentando conforme se va determinando el listado definitivo de obras. Por ejemplo, en esta presentación no se incluyeron las iniciativas viales urbanas, eso hay que meterlo y vale mucho dinero”, explica Luis Fernando Andrade, presidente de la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI). En ese sentido, y para dimensionar las posibilidades que vienen, el plan maestro de transporte chileno elaborado en el año 2000 estableció que 50% del dinero iría solo a proyectos para las ciudades.

De los $178 billones que se requieren, cerca de $62 billones contarían con el financiamiento e incluyen la primera y segunda ola de proyectos de 4G. Sin embargo, no tienen financiación asegurada 131 grandes proyectos por un valor de $116 billones. Es una cifra gigante, si se tiene en cuenta que solo el metro de Bogotá, incluido en este primer borrador, tiene un costo cercano a los $15 billones.

La persona responsable de este plan maestro es el vicepresidente de la República, Germán Vargas Lleras, quien fijó como plazo final el próximo mes de noviembre para tener listo el documento y quien además ya se encargó de socializarlo en la Cámara Colombiana de Infraestructura (CCI). El propósito es que en noviembre próximo, durante el congreso anual de este gremio, se presente dicha estrategia de largo aliento.

Para acompañar el estudio se contratará a Fedesarrollo y uno de sus principales investigadores, Juan Benavides, será el encargado de liderar en ese centro el PMTI. También harán parte del nuevo Plan entidades como Planeación Nacional, el Ministerio de Hacienda, la Financiera de Desarrollo Nacional, la ANI y el Ministerio de Transporte. El costo para la elaboración del PMTI se acerca a los $3.500 millones.

Las vías

En el tema de vías se incluyó un paquete de corredores que se viene estructurando y construyendo desde el gobierno de Álvaro Uribe Vélez, pero que no se han podido terminar o financiar por completo. “Por ejemplo, ahí está la vía Medellín-Quibdó, que se encuentra en obra, pero no se ha contratado por completo para terminarla”, agrega Andrade, quien afirma que la meta de este Gobierno es terminar esos Corredores de Prosperidad en el año 2018.

Este es uno de los compromisos ya adquiridos con los mandatarios locales por parte de la administración Santos, pero no el único. La otra carta clave para ganar presencia política en las regiones son las vías secundarias; es decir, las que conectan a los departamentos. Cada gobernador del país tendría dos o tres proyectos para incluirse en el PMTI. Se habla desde ya de vías como San Gil–Duitama, que se han esperado por años.

También se incluirán los denominados Corredores de Consolidación, que son vías en regiones apartadas con presencia e influencia de grupos armados. “No solo son las vías para la paz sino que dichas conexiones terrestres son vitales para el desarrollo económico”, recordó el presidente de la ANI. Allí se cuentan ejemplos como la vía que conecta a La Uribe (Meta) con la población de Colombia (Huila).

El Plan es muy ambicioso. Las vías primarias ejecutadas y en construcción de las 4 generaciones de concesiones vigentes permitirán atender unos 11.000 kilómetros, mientras que otros 7.000 kilómetros son o serán responsabilidad de Invías. Sin embargo, la gran deuda está en las carreteras secundarias y terciarias, que se encuentran hoy en pésimas condiciones. “En el año 2020 estará resuelto el tema de las vías primarias, pero el índice de pavimentación de vías secundarias y terciarias es patético. De 184.000 kilómetros, habría pavimentadas solo 8.000, y 4.000 de ellas llenas de huecos”, dice Andrade. En países como México o Chile, de cada 100 kilómetros de estas vías regionales, 25 tienen asfalto, en Colombia no supera el 1%.

En ese tema habrá una puja muy grande entre mandatarios locales por estas vías. El asunto inquietante es que esto ocurrirá en la antesala de las elecciones regionales, situación que puede distorsionar el rigor técnico que se requiere para priorizar los proyectos.

Otros sectores


El Plan Maestro no será solo de vías. Incluirá los proyectos más grandes en materia aeronáutica, férrea y fluvial. Por ejemplo, estará El Dorado II y una segunda pista para el aeropuerto José María Córdova. También los trenes de cercanías que conectarán a Bogotá con Soacha y Facatativá.

En materia fluvial, la ANI considera que se deben incluir los proyectos para mejorar la navegabilidad en el río Meta y Atrato. De la misma forma, se contempla la ampliación de siete grandes puertos sobre el Caribe y el Pacífico. Las inversiones suman $2 billones.

Para el presidente de la CCI, Juan Martín Caicedo Ferrer, el PMTI rompe un paradigma en el país, pues nunca antes se había trazado una política de este tipo sin estar condicionada al espacio fiscal del momento. “El PMTI, además de ser una estrategia de Estado y no de Gobierno, le facilitará al sector privado la presentación de más APP”, asegura el dirigente.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?