| 9/15/2016 12:00:00 AM

Desde distintos ángulos tres pymes le apuestan a servicios innovadores

Estas son algunas de las mil pymes de mayor facturación en el sector servicios y con más posibilidades de dar el salto hacia las grandes ligas con innovación.

Amanecer Médico

Oxígeno vital

Dicen que el que no hace los goles los ve hacer. Y así lo entendió el bogotano Alberto Galindo, un administrador de empresas que en 1998, luego de presentar un plan de expansión a la compañía con la que trabajaba en Cali, recibió una negativa.

Sus ganas y el interés por seguir creciendo profesionalmente lo llevaron a renunciar y aceptar la oferta de la multinacional Agafano, para convertirse en el distribuidor de oxígeno en el Cauca.

Las buenas condiciones del negocio le permitieron a Galindo lograr su punto de equilibrio solo un mes y medio después y lo motivaron a incursionar en Cali, desde donde inició su plan de expansión. Hoy su empresa tiene presencia en 14 ciudades.

La compañía cuenta con 170 colaboradores, atiende cerca de 400 clientes –entre EPS, IPS, empresas privadas y almacenes ortopédicos– y tiene un portafolio de suministros que incluye productos para pacientes oxígeno-dependientes; equipos para apnea del sueño y equipos hospitalarios.

Dos escollos ha tenido que sortear: la fuerte devaluación –importa cerca de 80% de los productos que distribuye– y las demoras en la cartera.

Después de un aumento de 16% de sus ventas el año pasado, prevé crecer 11% este año y tiene puestas sus expectativas en un ambicioso proyecto para desarrollar su modelo de distribución en otros países de Centroamérica y Suramérica.

Lea también: El ADN de las 1.000 pymes más poderosas de Colombia 

BCD Travel

Volando alto 

En 1994 Andrés Monguí decidió participar junto con tres amigos más en la compra de Travel Club, una pequeña agencia de viajes que en ese momento empleaba a 17 personas y ocupaba el puesto 100 en este sector. Aunque no tenía experiencia en el tema de viajes y turismo, decidió tomar la opción y aplicar sus conocimientos financieros en el tema.

Monguí estudió administración de empresas en la Universidad del Rosario y con sus amigos decidió cambiar el enfoque de la agencia y orientarse al mercado empresarial, donde logró un crecimiento importante.

Para 1999, ya la compañía estuvo entre las 15 agencias más grandes del país por ventas y su exitosa gestión llamó la atención de la multinacional BCD Travel, la tercera cadena del mundo en viajes corporativos, que la escogió como su representante para Colombia. Hoy tiene 80% de sus ventas en el mercado corporativo, atiende unas 240 compañías, cuenta con 460 colaboradores y tiene 22 oficinas en el país. Para Monguí, dos grandes desafíos tienen las agencias: la tendencia mundial de eliminar las comisiones de intermediación y más recientemente el auge de aplicaciones que facilitan las compras de viajes por internet.

En los dos casos, asegura, la prestación de servicios que realmente les agregan valor a los clientes ha sido el factor determinante para mantenerse vigentes. A esto se suman las inversiones en capacitación de colaboradores y las tecnologías para mejorar el servicio a sus clientes. BCD Travel Colombia avanza en un ambicioso proyecto para desarrollar servicios en la región latinoamericana a partir del próximo año. Temas como el idioma, costos laborales, tecnología y talento local son la gran fortaleza. La expansión ya levantó vuelo.

Lea también: Tras las Pymes que venden más de $3.000 millones al año

 LOGISER

Un negocio muy heavy

Bastó una tesis de grado para montar una empresa que en pocos años ya factura más de $20.000 millones. Innovación y tecnología son los puntos clave.

En septiembre de 2008 Raúl Bayona y Mario Medina estaban terminando su MBA y dedicaron su proyecto de grado a la falta de tecnología e innovación en el negocio ferretero. Sus planteamientos en la investigación fueron tan acertados que decidieron montar Logiser, una empresa dedicada a distribuir y comercializar productos e insumos para ferretería. 

“Desde un comienzo vimos que este negocio estaba maduro y que había ferreterías desde hacía décadas. Lo que hicimos diferente fue incorporar tecnología en los procesos de venta y distribución. Vimos que las ferreterías tenían que comprar a decenas de proveedores sus productos, lo que generaba costos más altos y una logística compleja. Nosotros facilitamos esos procesos”, cuenta Mario Medina, socio de la compañía.

Hoy Logiser puede proveer más de 7.300 referencias de productos de ferretería. “Pero lo mejor es que casi todos nuestros productos son hechos en el país”, cuenta el gerente de la empresa, Raúl Bayona. Otra innovación es que incorporaron en los computadores de los principales clientes un software que permite hacer un seguimiento en tiempo real a las necesidades de las ferreterías. Eso les permite a los clientes contar siempre con los productos que se necesitan.

Entre los planes de esta empresa está el desarrollo de una marca propia, ampliar su red de bodegas y proveer a las grandes superficies.

En la actualidad, Logiser es un distribuidor fuerte de ferreterías en Cundinamarca, Meta, Casanare, Boyacá y Tolima.

Lea también: Pymes se debaten entre desaceleración e incertidumbre en Colombia

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?