| 4/9/2017 12:01:00 AM

Trabajadores sobrecalificados: un fenómeno que preocupa en Colombia

El desajuste educativo es un fenómeno de gran preocupación en el país. Una gran proporción de los trabajadores colombianos no se encuentran en cargos acordes a su nivel educativo alcanzado. Conozca las cifras más impactantes sobre esta situación en Colombia.

En Colombia, cada día crece el número de trabajadores cuyo nivel de educación excede las exigencias para el desempeño del cargo. Al mismo tiempo, aunque ha descendido en los últimos años, se mantiene un nivel importante de trabajadores cuyo nivel de educación resulta inferior a las exigencias de su puesto. Así lo afirmó una reciente investigación de la Universidad Externado.

A este fenómeno se le conoce como “desajuste educativo”, que alcanza el 50% de los empleados en el país y que se considera elevado en comparación con estudios similares realizados a nivel internacional.

Le puede interesar: ¿Cuántos doctores gradúa Colombia en comparación con el resto del mundo?

Según el documento “Mercado laboral y educación: desajuste educativo en Colombia”, entre 2009 y 2016 la sobre-educación aumentó de 14,9% a 20,1%, mientras que la sub-educación (el escaso nivel de educación formal para los trabajos realizados), bajó de 35,3% a 30,3%.

Hallazgos y consecuencias sobre el desajuste educativo:

  • Aunque el desajuste educativo es similar entre géneros, las mujeres colombianas tienen mayores niveles de sobre-educación que los hombres.
  • Las ramas económicas como trasporte, comunicaciones, establecimientos financieros, electricidad, gas y agua, y minería, tienden a presentar proporciones elevadas de sobre-educación (alrededor del 60%). Por su parte, sectores intensivos en trabajo experimentan niveles altos de sub-educación (alrededor del 50%), en específico, la construcción y el comercio, los restaurantes y los hoteles.
  • Los trabajadores sobre-educados colombianos tienen una mayor probabilidad de encontrarse insatisfechos con su ocupación actual.
  • En el caso de la sobre-educación, no siempre los esfuerzos realizados por alcanzar mayores niveles educativos se ven compensados con salarios proporcionales a tales esfuerzos. La institución plantea el siguiente ejemplo:

En promedio un trabajador asalariado con educación superior, que se encuentra sobre-educado por desempeñarse en una actividad que exige educación media, gana 1,57 salarios mínimos. Sin embargo, el ingreso del trabajador resulta menor respecto al ingreso promedio de los empleados que se encuentran en ajuste educativo (3,64 salarios mínimos).

“Al consolidarse la tendencia hacia mayores niveles de educación por parte de los colombianos, la sub-educación se reducirá, pero si las empresas no incrementan su inversión en capital humano y físico, lo cual a su turno aumentará la demanda de trabajo calificado, la sobre-educación puede seguir creciendo”, aseguran los investigadores.

De acuerdo con el Dane, en 2016, del total de los empleados en el país, el 32% completó la educación media y el 18,2% la educación técnica profesional y tecnológica o universitaria. Por otra parte, el 41,2% de la población desempleada completó la educación media.

Cabe resaltar que los graduados en educación básica secundaria, media, técnica, tecnológica y universitaria, ubican mayor número de personas desempleadas que empleadas.

No se pierde: Colombia exige una mayor financiación y acreditación de la educación superior

El efecto es contrario en los segmentos de posgrados, básica primaria y de personas que no cuentan con ningún nivel educativo.

% Empleados y desempleados según nivel educativo alcanzado

Fuente: Dane

Respecto a las diferencias en género, la tasa de desempleo para las mujeres que completaron la educación media fue 14,8%. Para los hombres, esta tasa se ubicó en 8,9%. La tasa de desempleo de las mujeres que completaron la educación universitaria fue 10,5% y la de los hombres 9,2%.

(%) Tasa de desempleo según nivel educativo y sexo

Fuente: Dane

Situación laboral y reforma tributaria

De acuerdo con el Observatorio del Mercado de Trabajo y la seguridad Social del Externado, los más importantes indicadores económicos de finales del año 2016, hacen prever dificultades en la situación ocupacional en el momento en que se desplieguen por completo los efectos de la reforma tributaria.

Con la aprobación de la reforma tributaria, se esperan impactos considerables sobre los ingresos y el consumo final de los hogares

“Por un lado, disminuirá el aporte de los hogares a la demanda agregada y por el otro empujará a sus miembros a ofrecerse en el mercado laboral para compensar la caída de los ingresos familiares”, señala el observatorio.

De esta manera, el mercado laboral podría llegar a experimentar presiones al alza en los niveles  del desempleo.

Lea también: ¿Cuándo en Colombia será prioridad la educación?

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 524

PORTADA

Así es el mercado de los bufetes de abogados en Colombia

En un año que no resulta fácil para la economía, la actividad de las firmas legales está más dinámica que nunca. Los bufetes de abogados se juegan el todo por el todo.