| 9/11/2015 5:00:00 AM

Los empleados que trabajan desde la casa son más productivos: MinTIC

Un estudio de Cisco revela que las empresas podrían aumentar su productividad hasta en un 23%, reducir los costos de su planta física en un 18% y bajar el índice de ausentismo 63%, si sus empleados trabajaran desde la comodidad de su hogar.

El teletrabajo hace “más felices” a las personas y permite que las empresas tengan “una mayor eficiencia en el uso de los recursos”, coincidió en una entrevista concedida a Dinero la  viceministra de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones de Colombia (MinTIC), María Carolina Hoyos.

La funcionaria reconoció que en los últimos años el país ha tenido un gran avance en este campo, pues entre el 2012 y el 2015 el número de teletrabajadores aumentó en un 33%, al pasar de 31.500 a 42.000.  

Este resultado se asocia a una mejora del índice de digitalización entre 2009  y 2013 en Colombia. Este indicador, que mide el grado de accesibilidad, capacidad, utilización y capital humano del sector TIC, tuvo una tasa de crecimiento del 11,26% anual.

Hoyos reconoció que el Gobierno le apuesta al teletrabajo porque esta es una fórmula para “disminuir la pobreza” y vincular a las personas que “no pueden hacer parte de la fuerza laboral” por distintas razones, entre ellas, la discapacidad física o la maternidad.

El objetivo del MinTIC para el 2018 es aumentar el número de teletrabajadores a 120.000, formar a 90.000 personas en esas competencias y alcanzar 2.5000 nuevas vacantes en esa modalidad.

Para cumplir con ese propósito el ministerio impulsó un pacto por el teletrabajo con entidades públicas y privadas de todo el país. A la fecha, “ese documento ha sido firmado por 200 organizaciones”, precisó Hoyos.

Además, en los últimos ocho meses se han generado 1.900 vacantes de trabajo nuevas en la modalidad de teletrabajo. El 52% del total son para asesores comerciales, el 35% para call center y el 3% en soporte en tecnología.

¿Las personas ya no saldrán de sus casas?

El 20% de la población mundial, según cifras del MinTIC, trabajaba desde su hogar en el año 2013. El 84% de ellos lo hace una vez al mes y el 10% lo realiza a diario.

Distintos estudios citados por esa cartera indican que una persona se ahorra entre US$2.000 y US$7.000 anuales en transportes, alimentación y vestuario cuando trabaja en la casa. Mientras que una organización percibe una reducción de costos hasta por US$11.000. 

Otras investigaciones de tipo social coinciden en que este modelo se adapta a las necesidades de las madres, ya que el 83% de ellas pueden ejercer su cargo y a la vez criar a sus hijos mientras trabajan desde la casa.

A pesar de los innumerables beneficios que se mencionan sobre el teletrabajo, también hay unos puntos importantes que deben considerar las empresas antes de aplicar este tipo de modelo organizacional.

Uno de los mayores desafíos que enfrentan las compañías es poder seleccionar al personal que tenga las capacidades informáticas para desarrollar su trabajo a distancia sin que se vea comprometido su rendimiento. También, lograr definir unas reglas de juego claras y hacer partícipe a sus empleados de las decisiones que se toman a distancia para no perder la fuerza colectiva.

Países como Estados, Noruega, Italia, Francia y Argentina han adoptado este modelo en respuesta a distintos fenómenos sociales e incluso a condiciones climáticas adversas que impiden que las personas transiten con normalidad en sus vehículos o en el servicio público.

Precisamente, el tema de la movilidad es uno de los factores que ha contribuido a popularizar este modelo en ciudades como Bogotá. La capital colombiana es la urbe con mayor número de personas que trabajan desde la casa (32.500), seguida por Medellín (5.000).

El teletrabajo también se convierte en un instrumento para contribuir con el medio ambiente, si se tiene en cuenta que “un vehículo emite 2,3 kg de dióxido de carbono (CO2) por cada galón de gasolina gastado”, explica el MinTIC en un informe publicado sobre el tema.

“Esto significa que en Bogotá por cada 5 kilómetros que cada teletrabajador deja de recorrer, se reducen las emisiones contaminantes en por lo menos un 1kg de CO2”.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?