| 11/12/2010 12:40:00 PM

Tailandia ofrece cooperación a Colombia

Este es uno de los resultados que arroja la visita que cumple esta semana, a Yokohama, Japón, el ministro de Comercio, Sergio Díaz-Granados, y en la cual tuvo la oportunidad de reunirse con el viceministro Comercio de Tailandia, Alongkorn Ponlaboot.

Según lo explicó el ministro Díaz-Granados, el novedoso concepto de “economía creativa”, reúne aquellas actividades económicas relacionadas con la generación y explotación del conocimiento y la información, en lo cual está muy interesado el Gobierno Nacional.

Durante el encuentro, se discutió, adicionalmente, la posibilidad de estudiar la viabilidad de negociar un acuerdo de libre comercio entre las dos naciones: “La Delegación tailandesa expresó su interés en el asunto y manifestó que pasarían el mensaje a su Gobierno para empezar a mirar las potencialidades y viabilidad de ese tipo de negociación”, informó el Ministro.

Díaz-Granados destacó también el apoyo del Gobierno tailandés, expresado por el Viceministro, Ponlaboot, frente a la solicitud de Colombia de ser aceptado como miembro pleno del Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico –APEC-, lo cual se haría efectivo cuando el Foro decida levantar la moratoria que pesa de hace más de 10 años y que impide discutir el acceso de nuevos miembros.

Otro de los temas tratados, y en el cual también el país oriental ofreció cooperación, fue en el del comercio de piedras preciosas.

El Ministro aprovechó la ocasión para dar a conocer al Viceministro tailandés las reformas que viene realizando Colombia para fortalecer su economía y para lograr una mayor inserción en las cadenas mundiales de producción.

Finalmente, el Ministro resaltó la importancia del encuentro, en la medida en que “constituye un paso importante en el desarrollo de nuestra estrategia en el Asia Pacífico, concluyó.

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?