| 4/27/2010 10:30:00 AM

S&P degrada la deuda soberana griega

La agencia de calificación de riesgos Standard & Poor's redujo el martes la calidad de la deuda soberana griega a la categoría de basura, ante los crecientes temores de que la crisis de la deuda en Europa está quedando completamente descontrolada.

En una declaración, la agencia dijo que redujo su clasificación de la deuda griega de BBB- a BB+, lo que significa que despojó a los bonos de deuda del país de su etiqueta de calidad de inversión.

Además, la agencia advirtió a los tenedores de bonos que solamente tienen un promedio entre el 30% y el 50% de recuperar sus inversiones en caso de una reestructuración o el impago de esas obligaciones.

La reducción en la calidad de la deuda griega fue precedida por la de Portugal y ocurre al finalizar otra mala jornada para la eurozona.

Horas antes, el gobernador del banco central heleno advirtió que Grecia debe sorprender gratamente a los mercados con mayores mejoras de las prometidas si desea salir de la crisis.

El gobierno ha decretado duras medidas de austeridad para reducir el abultado déficit presupuestario, que equivale al 13,6% del Producto Interno Bruto y solicitó a la eurozona y el Fondo Monetario Internacional una infusión conjunta de fondos de contingencia por 45.000 millones de euros para este año.

"Para lograr una alteración definitiva de las tendencias negativas, debemos superarnos y sorprender favorablemente a los mercados, logrando mayores mejoras que las pronosticadas", afirmó el gobernador del Banco de Grecia, George Provopoulos, al presentar su informe anual sobre la economía griega.

Reducir más el déficit este año por encima del objetivo de 5 puntos porcentuales sería "de importancia crucial para el clima económico general", agregó.

"La economía griega atraviesa una crisis profunda, estructural y multifacética. Por lo tanto, la salida de la crisis requerirá un esfuerzo multianual, persistente y sistemático", dijo Provopoulos. "Requerirá una ruptura con el pasado".

Grecia ha visto dispararse el precio del dinero de sus créditos, por lo que pidió un plan de rescate de tres años a la eurozona.

Empero, los mercados temen que Atenas no pueda pagar los intereses de su deuda soberana a largo plazo y los detalles del plan de rescate no han sido aún ultimados, mientras que Alemania, que aportará la parte del león, ha pedido mayores medidas de austeridad antes de someterlo al parlamento.

Atenas necesita una primera entrega del plan de rescate para mediados de mayo, ya que debe cancelar una emisión de bonos por 8.500 millones de euros que expiran el 19 de mayo.

"Nuestros problemas son enormes y necesitamos apoyo no solamente para superar la barrera del 19 de mayo", reconoció el lunes por la noche el ministro de Hacienda George Papaconstantinou en el parlamento. "Debemos persuadir a los mercados que Grecia puede encarar su deuda a mediano plazo".

(AP)

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?