| 11/23/2016 12:01:00 AM

Latinoamérica busca mayor integración en tiempos de antiglobalización

Existe una urgencia por una mayor convergencia entre dos de los bloques más importantes en la región (la Alianza del Pacífico y Mercosur). Según la Cepal, este es un paso clave para el desarrollo del comercio y la integración productiva en América Latina y el Caribe.

La convergencia entre los distintos esquemas de integración latinoamericanos resulta no sólo necesaria, sino urgente para enfrentar la realidad de una economía internacional que opera cada vez más sobre la base de ‘macro-regiones’ integradas. Así lo señaló la  Secretaria Ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), Alicia Bárcena

La máxima representante del organismo regional, precisó que la convergencia entre la Alianza del Pacífico y el Mercado Común del Sur (Mercosur) “es un paso clave para el desarrollo del comercio y la integración productiva en América Latina y el Caribe”.

No obstante, de acuerdo con Bárcena, lo anterior significa mucho más que eliminar aranceles al comercio intrarregional. Hoy en día, la competitividad de las cadenas de valor depende de muchos otros factores como: la calidad de la infraestructura regional de transporte, logística, energía y digital.

“También es crucial avanzar en la convergencia regulatoria y en la facilitación del comercio. Trabajar conjuntamente en todas esas áreas contribuiría a dinamizar los flujos intrarregionales de comercio e inversión, favoreciendo así una mayor integración productiva”, afirmó.

Esto implica un reto importante en tiempos en los que la antiglobalización parece marcar una nueva tendencia en el comercio internacional, según varios analistas, conforme con el hito que marca el Brexit y el triunfo de Trump en materia de integración.

Lea también: Donald Trump y la antiglobalización

La representación de los dos bloques comerciales

La Alianza del Pacífico y el Mercosur representan conjuntamente alrededor del 90% del producto interno bruto (PIB), población, comercio y flujos de inversión extranjera directa de la región.

Por estos motivos, el Canciller uruguayo, Rodolfo Nin Novoa, coincidió en que la convergencia entre ambos esquemas de integración “es imprescindible” para el avance económico de la región y destacó que es un buen momento para que América Latina se presente como una sola ante el mundo.

Por su parte, el presidente del Banco de Desarrollo de América Latina (CAF), Enrique García, aseveró que la integración regional “ya no es un lujo sino una necesidad”, además de un pilar fundamental para que la región avance hacia el desarrollo con competitividad y equidad.

En un documento presentado años atrás por la Cepal, en el 2013 la Alianza del Pacífico representaba la mitad de las exportaciones de bienes de la región al mundo, versus el 38% que representaba Mercosur.

No obstante, el comercio entre los miembros de Mercosur superaba considerablemente a los intercambios entre los miembros de la Alianza. En efecto, en 2013 el comercio intra-Mercosur alcanzó los US$59.400 millones, versus US$19.500 millones intercambiados entre los miembros de la Alianza. En el mismo año, el comercio total entre ambas agrupaciones alcanzó los US$47.400 millones.

El llamado a generar ecosistemas de innovación en la Alianza del Pacífico

“La Alianza del Pacífico es una experiencia excepcional de integración y asociación público-privada. Se ha logrado una gran sintonía, pragmatismo y agilidad entre los actores involucrados y una continuidad en el tiempo”, afirmó Bárcena a mediados de este año.

No obstante, la funcionaria hizo un llamado a generar ecosistemas de innovación al interior de los países integrantes (Chile, Colombia, México y Perú), con especial foco en la economía digital, y a explorar nuevos sectores productivos que promuevan la sostenibilidad ambiental (la energía renovable, la llamada economía circular y el reciclaje).

Lea también: Trump anuncia las medidas para sus primeros 100 días de gobierno

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?