| 5/30/2010 7:00:00 PM

¿Qué pasará con los negocios?

La contundencia de la votación santista reduciría la incertidumbre en el entorno de los negocios en los próximos veinte días. Eso se reflejaría en una revaluación adicional del peso. El dólar podría acabar el mes en $1.940 - $1.950.

Aunque no hubo una gran sorpresa para los mercados financieros, que esperaban una segunda vuelta con Juan Manuel Santos y Antanas Mockus, la contundencia de la victoria santista permite prever que haya una reducción en la volatilidad de precios tan importantes como el tipo de cambio entre el peso y el dólar o las tasas de interés. Más aún, se espera que el peso retome su senda revaluacionista en el mes de junio.

Las razones para que esto ocurra son varias. En principio, la mayoría de quienes comentan el estado de la economía colombiana estaban de acuerdo en que la orientación de política de los dos candidatos más opcionados para llegar a la presidencia, Juan Manuel Santos y Antanas Mokus era bastante parecida.

Sin embargo, como lo recuerda Daniel Velandia, director de Investigaciones Económicas de Correval, la mayor parte de los analistas internacionales consideraba que Santos tenía una postura más amigable a la operación libre de los mercados que Mockus. “Lo decían JP Morgan, Goldman Sachs y Bulltick, por ejemplo”, afirma.

De otra parte, un resultado tan contundente como el del domingo de elecciones, que aumentan sustancialmente la probabilidad de que Santos sea el próximo presidente, mejoraría la percepción de estabilidad en el país. “Se elimina buena parte del ruido de la segunda vuelta. Elimina dos semanas tres de incertidumbre”, señala Daniel Velandia. Opina que una segunda vuelta más reñida podría generar algo más de incertidumbre y por eso, de volatilidad en los precios de los activos financieros.

Entonces en un entorno de este tipo, no parece nada extraño que los mercados reaccionen positivamente por lo que significa Santos para ellos. “A los inversionistas extranjeros le interesa que se mantenga la política inversionista, la seguridad, los subsidios para maquinaria. Eso lo tiene a favor Santos”, añade.

Revaluación a la vista
Una muestra del optimismo podría venir desde el lado del precio del dólar. “El dólar es una ruleta. Depende mucho de lo que pase afuera. Está muy pegado del tema externo. Pero creo que hasta final del mes la tendencia se mantiene hacia una mayor fortaleza del peso”, dice José Fernando Restrepo, director de Investigaciones Económicas de Interbolsa. Con él coincide Velandia. “Creo que podría continuar la tendencia revaluacionista con mayor fuerza”.

Los dos concuerdan en que fenómenos como el de la crisis europea tendrá un efecto importante sobre el tipo de cambio del dólar, pero que al menos los resultados de las elecciones le quitan la parte de la incertidumbre local. Con ello, se podría esperar que el precio sea menos volátil en los días que vienen.

Sin embargo, la tendencia a la revaluación parece segura. A Velandia no le parecería extraño volver a ver un tipo de cambio de $1.950 o $1.940 hacia final del mes. Esto es una revaluación de 1% a 1,6% en el mes frente a la Tasa Representativa del Mercado para el lunes primero de junio, que está en $1.971,55.

 

Los TES dependen de Grecia
La tasa de interés de los bonos de deuda pública colombiana, los TES, no tuvo mucho movimiento durante período electoral. Respondió a factores como la crisis griega o a la política monetaria del Banco de la República.

Eso es buena muestra de que los inversionistas colombianos, que son los mayores tenedores de TES, no estaba preocupados con las propuestas de los dos candidatos que pasaron a la segunda vuelta. “Con mayor razón no habrá mucha volatilidad en adelante”, opina Daniel Velandia. Piensa que la tasa de interés de estos títulos seguirá dependiendo del tema internacional y de la política del Banco de la República.

José Fernando Restrepo destaca dos elementos adicionales que moverán los intereses en los próximos días. “Los TES empiezan a depender mucho de lo que diga la inflación de mayo, que se conoce la próxima semana y PIB del primer trimestre que se conocerá a fin de junio”. No obstante, piensa que la tasa de interés de 8% en la que se encuentran los TES que vencen en 2020 se puede mantener, siempre que no haya sorpresas en el dato de inflación de mayo, que puede subir más de lo esperado por efecto de las lluvias.

 


 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?