| 12/24/2013 7:00:00 AM

Inyección a la industria

Dinero.com conoció las últimas cifras de apoyo a este sector que no ha tenido un buen año. Los recursos corresponden al Pipe.

El Plan de Impulso a la Productividad y el Empleo fue creado por el Gobierno Nacional para respaldar e impulsar a la industria colombiana que pasa por un mal momento, sectores que venían fuertemente deprimidos como las manufacturas, las flores y las autopartes, grupos relevantes en materia de exportación golpeados en gran parte por la crisis de a economía mundial.

Adicional a ello, se disparó el tema del contrabando y la entrada de productos chinos en su mayoría por debajo del precio comercial en el mercado local.

Estos aspectos, entre otros, se convirtieron en una amenaza para el sector empresarial que empezó a teñirse de rojo en sus balances financieros.

La industria tiene gran peso en la economía y por ello, el Gobierno se vio obligado en intervenir para levantar y apoyar el sector.

Es por ello, que nace el Plan de Impulso a la Productividad y el Empleo, que en principio no tuvo credibilidad y que incluso aún se cuestiona por parte de los contradictores de la actual administración.

Lo cierto es que a la fecha, Bancóldex ha desembolsado $431.042 millones correspondientes a los recursos anunciados por el presidente Juan Manuel Santos dentro de dicho plan para fortalecer al sector industrial.

Los créditos con corte a noviembre de 2013, fueron entregados a más de 500 empresarios de diversos sectores, quienes los solicitaron en dólares (US$122,4 millones) y en pesos ($194.910 millones).

Cabe anotar que las Mipymes del país obtuvieron $143.428 millones y las grandes empresas $287.614 millones.

Más de 70% de los créditos tuvo como destinación capital de trabajo, lo que significa que las empresas pudieron mitigar necesidades inmediatas; de hecho, la totalidad del monto en dólares se dirigió a ese fin.

Se beneficiaron empresas de 19 departamentos, incluyendo a Bogotá ($130.507 millones de pesos), región que participó con el mayor número de desembolsos, seguida por Antioquia ($92.025 millones de pesos), Valle (78.246 millones de pesos) y Atlántico (53.408 millones de pesos).

Entre los sectores industriales más beneficiados por este primer paquete del Pipe, se encuentran productos alimenticios ($95.329 millones), confecciones ($60.986 millones), sustancias y productos químicos ($58.713 millones), metales comunes ($49.417 millones), y productos de caucho y plástico ($34.497 millones).
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 531

PORTADA

La Bolsa de Valores necesita acciones urgentes

Con menos emisores, bajas rentabilidades y desbandada de personas naturales, la Bolsa busca recuperar su atractivo. Finca raíz, su nueva apuesta. ¿Será suficiente?